Una lista de alimentos ricos en fibra en una dieta para controlar la diverticulosis y diverticulitis

Escrito por natalie stein | Traducido por daniela laura arjones
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Una lista de alimentos ricos en fibra en una dieta para controlar la diverticulosis y diverticulitis
El repollo con arroz integral es alto en fibra y otros nutrientes. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

Los divertículos son pequeñas y abultadas bolsas que pueden desarrollarse en cualquier parte de tu sistema digestivo, pero la mayoría de las veces se encuentran en el intestino grueso. Cuando tienes divertículos, la afección se conoce como diverticulosis. Esta enfermedad puede conducir a la diverticulitis, que es la inflamación de los divertículos. Los síntomas de la diverticulitis pueden incluir dolor abdominal severo, fiebre, náuseas y cambios en los hábitos intestinales. Una dieta baja en fibra es un factor de riesgo para ambas condiciones y una dieta rica en fibra puede ayudar a prevenir y tratar los síntomas de la enfermedad diverticular.

Otras personas están leyendo

Frutas y vegetales

La fibra alimentaria incluye todos los tipos de plantas que tu cuerpo no puede absorber o digerir. Casi todas las frutas y verduras son buenas fuentes. Media taza de frambuesas, moras, guisantes, espinacas cocidas o repollo, brócoli o zanahorias proporcionan al menos 3 g de fibra alimentaria, según las Directrices Dietéticas 2010 del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos. Otras buenas fuentes son la col, manzanas, peras, naranjas y calabacín. Además, la mayoría de las frutas y las verduras son bajos en calorías y, como tal, puede ser de ayuda en el manejo del peso; la obesidad aumenta el riesgo de diverticulosis y diverticulitis.

Cereales integrales

Los individuos que comen más cereales integrales tienden a tener un riesgo más bajo de diverticulosis y diverticulitis, según el Instituto Linus Pauling. Granos enteros ricos en fibra incluyen avena, pan integral y pasta, los cereales de salvado y cebada. Sin embargo, mientras estés sufriendo un episodio de diverticulitis, tienes que limitar la ingesta de fibra durante unos pocos días, según MayoClinic.com. Los granos refinados, tales como pan blanco, arroz blanco y pasta refinada, son alternativas bajas en fibra que podrían ser mejores opciones durante este período de tiempo.

Legumbres

Las legumbres incluyen frijoles, guisantes y lentejas y pueden promover la salud digestiva porque son ricas fuentes de fibra. Cada 1/2 taza de frijoles cocidos, como marina, pinto, kidney y habas, guisantes y lentejas proporcionan alrededor de 5,6 a 9,6 g de fibra alimentaria, según las Directrices Dietéticas 2010 del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos. Estás en mayor riesgo de desarrollar diverticulosis y diverticulitis si tu dieta es alta en carnes, según el Langone Medical Center. Los granos, guisantes y lentejas son una buena alternativa, basada en plantas de fuentes de proteína.

Nueces y cacahuetes

Una onza de almendras aporta 3,5 g fibra alimentaria y otros frutos secos, como las nueces de Brasil, nueces, pistachos y macadamias tienen alrededor de 2 g por onza, según el Linus Pauling Institute Micronutrient Information Center. Los cacahuetes son técnicamente legumbres, pero la nutrición que proporcionan es más similar a la del árbol de nueces. Ya que son altos en calorías, come nueces y maní sólo con moderación para evitar aumento de peso involuntario y un mayor riesgo de episodios de diverticulitis.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles