Maneras de comenzar un cuento de hadas

Escrito por susan breen | Traducido por georgina velázquez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Maneras de comenzar un cuento de hadas
Las lámparas mágicas aparecen en los cuentos de hadas. (Comstock/Comstock/Getty Images)

Los cuentos de hadas son historias con un toque mágico especial; una calabaza se convierte en un carro, o una bestia aterradora se transforma en un apuesto príncipe. A veces incluso hay un hada en cuestión, al igual que con el hada madrina especial de Cenicienta. Pero los cuentos de hadas son más que magia. A menudo, la historia tiene una moraleja, como "no juzgar a las personas por su apariencia" o "ser amable con los demás". Muchos cuentos de hadas comienzan con las palabras: "Érase una vez", pero después de esas cuatro palabras breves, el cuento de hadas pueden comenzar en numerosas maneras.

Otras personas están leyendo

Personaje

Muchos cuentos de hadas empiezan con un personaje intrigante. Por ejemplo, un cuento de hadas popular comienza con la introducción a los lectores de una chica con los ojos tan azules y el pelo tan largo y negro que todo el mundo llama Blancanieves. Ricitos de Oro se inicia con una familia de osos, uno grande, uno mediano y uno muy pequeño. Los personajes de los cuentos de hadas pueden ser románticos, peligrosos, estúpidos o inteligentes.

Escenario

El cuento de hadas de Hansel y Gretel inicia con una pequeña cabaña en un bosque oscuro. Allí vive un leñador con sus dos hijos y cuando el hombre cruel decide deshacerse de sus hijos, lleva a Hansel y Gretel profundamente en el bosque. Ahí pasean por entre los árboles hasta que se topan con una mágica casita de caramelo, ocupada por una malvada bruja. Piensa cuán poderosamente el escenario afecta a este cuento de hadas. ¿Qué tipo de escenario se te ocurre? Puedes comenzar tu cuento de hadas con un castillo mágico, una casa de campo bajo el océano o una cueva secreta.

Situación

Muchas historias comienzan con una situación o problema. Por ejemplo, el cuento de hadas sobre Pulgarcita comienza con una mujer que piensa que no puede tener un bebé. Ella va con una bruja y le pregunta cómo encontrar uno. Otras situaciones tradicionales de los cuentos de hadas son una mujer que se despierta de un sueño de cien años y no sabe dónde está, o un joven que descubre una planta de frijoles mágicos afuera de su casa. A partir de una situación se garantiza que el cuento de hadas tendrá acción.

Moralejas

Muchos cuentos de hadas fueron escritos con una moraleja específica en mente. Una de las más conocidas implica la tortuga y la liebre. La liebre orgullosa se burla de la tortuga porque le puede ganar en una carrera. Pero la liebre se distrae y la tortuga camina lentamente a través de la línea de meta. La moraleja: el lento y constante gana la carrera. A partir de una moraleja se da un enfoque al cuento de hadas. La moraleja puede variar desde edificante a cautelar, e incluso puede ser divertida. Los llamados "cuentos de hadas fracturados" ofrecen giros de moralejas bien conocidas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles