Maneras creativas de secuenciar una historia para estudiantes de primaria

Escrito por amy mcnulty | Traducido por maría j. caballero
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Maneras creativas de secuenciar una historia para estudiantes de primaria
La secuenciación permite a los niños interactuar durante la hora del cuento. (Ryan McVay/Photodisc/Getty Images)

Si lees una historia a los estudiantes de primaria, sólo aprovechas parte del potencial de la hora del cuento. Si preparas una secuencia de actividades para los niños, entonces se convierten en participantes activos. Las actividades de secuencia se pueden relacionar directamente con una historia que lees en voz alta a los niños o pueden animarlos a convertirse en narradores.

Otras personas están leyendo

Historia rompecabezas

Puedes crear una "historia rompecabezas" acercándote a esta como un rompecabezas, o viéndola como partes de un todo. Selecciona un libro para leer a los niños. Con anticipación, haz dibujos o imprime las ilustraciones de los acontecimientos centrales de la historia. Comienza con tres a cinco eventos resaltados. Haz suficientes copias para cada estudiante o para varios grupos pequeños. Corta cada imagen, da un conjunto completo de eventos a cada estudiante o grupo y mézclalas. Antes de leer el cuento, pide a los niños que armen la historia en forma de "rompecabezas". Pídeles que pongan las ilustraciones en el orden de lo que piensan que debe ocurrir primero, lo siguiente y lo último. Pídeles que se turnen para explicar su razonamiento. Lee la historia. Pregunta a los niños si quieren hacer cambios en sus "rompecabezas" después de escuchar la historia.

Búsqueda del tesoro

Para realizar una búsqueda del tesoro en tu salón de clases, divide la clase en dos grupos. Asigna a cada grupo una fábula o cuento que hayas leído. Da a cada grupo un juego de 5 a 10 tarjetas diferentes de índice de color. Pide a los estudiantes que dividan la historia en bastantes eventos centrales como para llenar las fichas. Pídeles que dibujen ilustraciones para representar estos eventos. Cuando un grupo no esté mirando, pide al otro grupo que oculte sus fichas en el aula o en el patio. Repítelo con el otro grupo. Haz que los niños busquen las fichas del otro grupo. Una vez que las encuentren todas, pide a los estudiantes que organicen la historia del otro grupo en orden cronológico.

Reorganizar la historia

Reorganizar la historia consiste en dibujar o imprimir ilustraciones de los acontecimientos en tres a cinco historias y leer los libros a los niños. Limita las ilustraciones de cada historia a tres o cinco eventos centrales. Divide la clase en grupos pequeños. Entrega a cada grupo un recorte de cada ilustración y revuélvelas en una mesa. Pide a los niños que categoricen cada ilustración según la historia y que las pongan en orden cronológico.

Crear una historia

Los estudiantes pueden crear una historia en conjunto mediante la impresión de hojas de trabajo en secuencia o proporcionando a cada niño de tres a cinco tarjetas. Pídeles que dibujen en sus tarjetas o en los cuadros de las hojas de trabajo. Entrega a cada niño un aviso basado en una historia diferente, como por ejemplo "desayunar" o "ir a la escuela". Cada estudiante debe contar una historia basada en el aviso en orden secuencial. Cuando hayan terminado, pide a cada estudiante que baraje sus tarjetas o corte sus ilustraciones en la hoja de trabajo y las baraje. Dile a cada estudiante que pase su montón a la izquierda o a la derecha y haz que el siguiente alumno organice la historia. Repítelo hasta que todos los estudiantes lleguen a cada secuencia de la historia de los otros estudiantes.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles