Cómo hacer mantequilla de almendras

Escrito por joan reinbold | Traducido por alejandra prego
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer mantequilla de almendras
(Hemera Technologies/Photos.com/Getty Images)

Las almendras, o Prunus dulcis, son una fuente de alimentos rica en vitamina E, magnesio, cobre, manganeso, selenio, zinc y fósforo. Cultivadas en todo el mundo, el productor principal es el estado de California, donde crece aproximadamente un 75 por ciento de las almendras del mundo, según el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos. Hacer mantequilla de almendras es una sabrosa alternativa a la mantequilla de maní y contiene más hierro, manganeso, potasio y calcio.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • 2 y 3/4 tazas de almendras
  • Una placa para galletas
  • Una mano y un mortero
  • Una licuadora
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Un tazón
  • Una cuchara
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1 cucharada de azúcar morena
  • 1 cucharada de miel

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Decide si harás la mantequilla de almendras tostada. En caso contrario, lee el paso 2 para hacer mantequilla de almendras sin tostar. Ajusta el horno a 350º F (176º C), esparce las almendras en forma pareja sobre la placa para galletas y hornéalas durante 10 o 12 minutos, revolviendo cada pocos minutos. Quítalas del horno y espera a que las almendras se enfríen lo suficiente como para ser manipuladas.

  2. 2

    Muele las 2 tazas de almendras usando un mortero y una mano o una licuadora de alta resistencia hasta que se conviertan en polvo. También puedes usar una combinación de métodos, golpeando las almendras hasta que estén en pedazos y luego procesarlas en la licuadora. Una vez que hayas obtenido el polvo, combina con 2 cucharadas de aceite de oliva, en forma gradual, y deja de añadir el producto cuando veas que la mezcla luce homogénea y cremosa. Quita la mantequilla de almendras del mortero o de la licuadora y ponla en un tazón.

  3. 3

    Decide si deseas obtener una mantequilla de maní con trozos grandes o suave. Si deseas una mantequilla suave, ve al paso 4. Para hacer una que contenga trozos grandes, procesa brevemente los 3/4 de taza de almendras en la licuadora durante varios segundos o usa la mano y el mortero para romperlas, hasta que estén en trozos de 1/4 de pulgada (0,6 cm). Mezcla los trozos de almendras en la mantequilla de maní que tienes en el tazón.

  4. 4

    Define si quieres una ,mantequilla se almendras salada, con azúcar, o sin nada. Si dejarás la mantequilla de maní sola, ve al paso 5. Para añadir sal, incorpórale la sal. Para endulzarla, incorpora la miel o el azúcar morena.

  5. 5

    Coloca la mantequilla de maní en un recipiente hermético para guardarla en el refrigerador hasta que desees usarla.

Consejos y advertencias

  • Para quitar la piel de las almendras, cocínalas en agua hirviendo durante varios minutos y ponlas inmediatamente en agua fría para soltar la piel, lo que te permite sacarlas fácilmente.
  • En lugar de una mano y un mortero, puedes poner las almendras en una bolsa de plástico o en un envoltorio plástico, luego envuelve en una toalla y usa un martillo para aplastarlas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles