Cómo marinar una hamburguesa

Escrito por matt gerrard | Traducido por florencia kushidonchi
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo marinar una hamburguesa
Puedes decorar la hamburguesa básica con todo tipo de accesorios sabrosos. (Jupiterimages/Comstock/Getty Images)

La simplicidad de la hamburguesa deja un gran espacio para que los cocineros experimenten agregando nuevos sabores y condimentos a un plato clásico. Como en la mayoría de los platos, puedes obtener los mejores resultados con lo que tengas en tu casa. Sin embargo, las hamburguesas caseras suelen tener una consistencia más blanda que la variedad que encuentras en el mercado, y marinarlas con salsas puede hacer que se rompan con mayor facilidad, particularmente cuando las cocinas en una parrilla. Por lo tanto, si sigues estos pasos, ¡puedes lograr que tus hamburguesas no se rompan después de marinarlas!

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Condimenta la carne molida u otro tipo de carne que quieras utilizar para crear las hamburguesas. Puedes agregar pimientos picados finos o ajo, o puede ser tan simple como agregar pimienta y sal. Cuando planeas marinar las hamburguesas, te pueden servir algunos agentes aglutinantes extra. Un huevo batido y una taza de migas de pan finas por kilo de carne ayudarán a mantener la mezcla unida al marinarla. Las migas en particular crean una textura ligeramente porosa, la cual permite que se absorba más adobo.

  2. 2

    Arma las hamburguesas utilizando una prensa. Aunque en general se prefiere no moler la carne demasiado fina, o hacer las hamburguesas demasiado compactas, si quieres marinarlas, es una buena idea que las presiones un poco más. Como las hamburguesas absorben el líquido, pierden algo de consistencia y se hinchan un poco, lo cual contrarrestará la presión que ejerciste al hacerlas. Guárdalas durante una hora en un refrigerador muy frío, o en un congelador, de 20 a 30 minutos. La idea es hacer que se enfríen lo más posible sin que se congelen.

  3. 3

    Prepara el adobo en un frasco hermético y bátelo con fuerza para que se combinen los ingredientes. Viértelo en una cacerola de poca profundidad, lo suficientemente grande como para que entren las hamburguesas, pero lo suficientemente pequeña como para que la cantidad de adobo apenas las cubra por completo. Un plato grande requiere pintas de adobo. Intenta evitar ingredientes demasiado ácidos como el vinagre o el jugo de limón, ya que éstos comenzarán a romper las fibras de la carne, afectando la integridad de su estructura antes de que la cocines. Enfría el adobo antes de agregar las hamburguesas, ya que la temperatura baja constante es esencial para mantener la consistencia.

  4. 4

    Utiliza una brocheta para pinchar tres o cuatro agujeros pequeños en la hamburguesa antes de ubicarlas cuidadosamente en el adobo. Esto ayudará a que absorban más líquido. Guarda el recipiente con las hamburguesas y el adobo en el refrigerador y déjalo 30 minutos antes de cocinarlo en una parrilla o cacerola.

Consejos y advertencias

  • Puedes pincelar las hamburguesas con lo que queda del adobo mientras se cocinan para crear un glaseado en la parte exterior. Los adobos con ingredientes azucarados, como la miel, son particularmente adecuados para esta receta.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles