DESCUBRIR
×

Cómo se hacen más pequeños los vestidos y las blusas

Ajusta la talla de una blusa o un vestido para hacer que tu ropa te quede perfecta alrededor de tus curvas. Agrega un poco de tela a los lados para hacer el vestido o blusa un poco más apropiado o quita bastante tela para hacer esencialmente que la prenda abrace cada curva que tienes. Modificar los dobladillos para hacer un vestido más pequeño es simple y permite personalizar el largo para revelar un poco más de pierna o cambiar el vestido en un modelo corto y coqueto.

Instrucciones

Haz que tu vestido favorito abrace tus curvas en todos los lugares precisos. (Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images)

    Alterando los costados

  1. Pruébate la prenda al revés. Toma la tela sobrante a los lados de la prenda. Distribuye la tela sobrante igual entre los dos lados para asegurarte de que la prenda te quede bien.

    Prende los sobrantes de cada lado iguales. (Stockbyte/Stockbyte/Getty Images)
  2. Prende con alfileres todo el largo de los lados para ajustar la talla. Quítate la prenda, asegurándote que se deslice y puedas quitártelo con facilidad y que ninguna parte quede más ajustada que otra.

    Los vestidos pueden convertirse en nuevos modelos cortos y coquetos. (Jupiterimages/Polka Dot/Getty Images)
  3. Coloca la prenda al revés en tu mesa de trabajo y dibuja una línea por afuera de los alfileres. Hazlo con un gis o greda, como a 1/8 de pulgada (3 cm) de los alfileres.

  4. Cose las nuevas costuras laterales. Utiliza puntada corriente, costura recta o un pequeño zig-zag.

  5. Corta los lados de la blusa, como a 1/4 de pulgada (6 cm) de las nuevas costuras. El 1/4 de pulgada (6 cm) que dejas de margen te permitiría posteriormente reajustar la talla de la blusa en caso de ser necesario.

    Alteración de dobladillos.

  1. Pruébate la prenda al revés.

  2. Dobla el dobladillo inferior y tira hacia arriba hasta que la prenda llegue al largo que te gustaría.

  3. Prende alfileres por todo el doblez para dejarlo en su lugar y quítate la prenda.

  4. Cose con puntada corriente como a 1/2 pulgada (1,25 cm) del doblez y plánchalo para que se aplane el dobladillo.

  5. Corta la tela sobrante, dejando por lo menos 1/4 pulgada (6 cm) de margen por si debes reajustarlo después. Pruébate la prenda al derecho.

Necesitarás

  • Alfileres rectos
  • Gis (greda)
  • Aguja de coser (o máquina de coser)