Cómo hacer la masa del pan en tu batidora de pie

Escrito por ehow contributor | Traducido por adriana de marco
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer la masa del pan en tu batidora de pie
Amasa el pan en tu mezcladora de pie.

Estás lista para hacer pan fresco casero, pero no tienes el tiempo, o no quieres, limpiar el desorden que conlleva amasar a mano. Entonces te acuerdas, ¡ajá! ¡Tengo una Kitchen-Aid (u otra batidora de pie) con un accesorio para amasar! Puede ser que hayas oído sobre la posibilidad de amasar en ella, pero nunca lo has hecho. Así que reúnes todo lo que necesitas y vas por la mitad cuando te das cuenta de que la receta tiene muchas instrucciones para hacer la masa a mano cuando le agregas la harina. No tienes idea de cómo hacer esto en la batidora. Una búsqueda futil en el manual y en línea no te ayudan mucho. Antes de abandonar el proyecto y dejar de crear un pan estelar, podrás leer aquí cómo hacerlo.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una mezcladora de pie
  • Un accesorio para amasar
  • Una receta para hacer pan con todos los ingredientes
  • Los utensilios y recipientes que generalmente usas en la cocina

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Ponle a tu batidora el accesorio para amasar y sigue la receta para preparar la levadura. Toma agua tibia, un paquete de levadura y deja que la mezcla se asiente por 5 a 10 minutos. Usa el recipiente de la batidora para hacerlo. Si la receta te pide que le agregues más ingredientes luego de prepararla, agrégalos. Si la receta te dice que deben estar bien mezclados, usa una cuchara o un batidor (o ponle a tu batidora los accesorios correspondientes y luego vuelve a ponerle el que usarás para amasar).

  2. 2

    La mayoría de las recetas te piden un mínimo de harina. Normalmente es de alrededor de 6 tazas. Para hacer un buen cálculo, mide cuidadosamente las 6 tazas en un recipiente (o cualquiera sea la medida mínima) para evitarte problemas después. Entonces toma 1/2 taza, ponla junto con la mezcla de levadura y comienza a amasar.

  3. 3

    Prende la batidora al mínimo. El accesorio de amasar no mezcla los ingredientes húmedos de manera eficiente así que te puede llevar 1 ó 2 minutos para lograr una buena unión. Una vez que todo esté mezclado (puede ser que te parezca muy grumosa, no te preocupes), agrega otra 1/2 taza de harina.

  4. 4

    Sigue poniendo en el recipiente la harina de a 1/2 taza y mezclando, esperando entre el agregado que se mezcle bien. Repite hasta que hayas usado las 6 tazas.

  5. 5

    Aumenta la velocidad de la batidora un nivel. Programa el reloj en 5 minutos, pero, no te vayas porque aquí es donde empieza la diversión. Las recetas para hacer a mano están hechas para que algo de la harina se incorpore a la masa durante el proceso de amasar. Es difícil saber cuándo le debes agregar esta cantidad cuando amasas en la batidora. Aquí está lo que debes hacer:

  6. 6

    Después de 1 minuto más o menos, fíjate en el fondo del recipiente. Si hay como un pequeño charco en la masa, agrégale más harina. No necesitas agregarle 1/2 taza, sólo agrega un puñado. ¿El charco sigue allí? Agrega más harina. Repite hasta que la masa esté uniforme.

  7. 7

    Los 5 minutos que habías puesto en el reloj ya pasaron. Finalmente ya no ves el charco en el fondo del recipiente en el que está la masa; ¿está lista la masa? Tócala. La masa bien amasada es elástica y tiene una textura uniforme. En el recipiente tampoco verás trozos de masa (sólo puede ser que tengas algunos grumos húmedos que se quedaron pegados en sus lados y que está bien que estén allí) y el fondo estará totalmente limpio. Si el recipiente está bien, pero la masa del accesorio se siente pegajosa al tacto, agrega un poco más de harina y vuelve a ponerla a trabajar por 3 a 5 minutos más.

  8. 8

    Luego de que la hayas amasado, la masa debe salir del accesorio limpiamente. Ponla en un plato limpio y enmanteca la parte de adentro del recipiente con grasa; vuelve a poner la masa en él. (También puedes usar un recipiente diferente, pero los platos ocupan menos lugar en el lavaplatos.) Pon un repasador encima del recipiente y la masa está lista para levar.

Consejos y advertencias

  • Si le agregas demasiada harina durante el tiempo en que estás amasando, la verás en el fondo del recipiente. Verás un puñado de harina que no se incorpora a la masa y la que está en el accesorio de la batidora puede aparecer quebradiza y/o polvorienta. En este caso debes agregar más agua hasta que ya no veas más la harina en el fondo y la textura sea uniforme.
  • Durante el proceso de amasado, usa las brazaderas para mantener el gancho para amasar en su lugar. Muy probablemente golpeará contra la mesada mientras amase. Es normal, pero de cualquier modo debes controlarla. Si ves que la máquina está trabajando demasiado, ajusta la velocidad. Si no funciona, puede ser que dentro del recipiente hayas puesto demasiada masa (fíjate en las advertencias).
  • La mayoría de la batidoras pueden amasar entre 6 a 6 y 1/2 tazas de harina. Para evitar quemar el motor o repartir masa por todos lados (incluyendo en el mecanismo de la batidora), lee el manual antes de usar una receta que lleve, por ejemplo, 8 tazas de harina. Y sí, hay una razón para compartir este consejo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles