Cómo matar los hongos naturalmente

Escrito por contributing writer | Traducido por ehow contributor
Cómo matar los hongos naturalmente

Wikipedia Commons Public Domain

Los hongos crecen a menudo entre los dedos y en la parte inferior del pie, causando prurito crónico y pelado. Los medicamentos a menudo no son eficaces porque el hongo es causado por bacterias vivas. Sin embargo, hay varios pasos que puedes tomar para erradicar la bacteria que causa los hongos en los pies, y de este modo erradicarlos.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Cloro
  • Un recipiente para los pies
  • Una envoltura de plástico
  • Bandas elásticas
  • Un cuaderno pequeño
  • Un lápiz o bolígrafo

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Llena un recipiente para pies con agua tibia jabonosa. Talla el pie con rapidez, teniendo cuidado de limpiar entre los dedos, sobre cada uña y en la planta del pie. Al terminar, coloca el pie en una toalla, mientras reemplazas el agua jabonosa con agua limpia y lava. Seca rápidamente.

  2. 2

    Toma una botella de clora para el hogar. Añade tres partes de agua y una parte de cloro al recipiente para pies. A continuación, coloca el pie en la solución. Mantenlo en la solución durante todo el tiempo que puedas soportar. Se volverá incómodo ya que las bacterias se activan por el tratamiento. Si puedes sumergir el pie por 20 minutos, el tratamiento será un éxito.

  3. 3

    Retira el pie de la solución de cloro. Sin secar los pies, envuélvelos en envoltura de plástico. Dale varias vueltas a la envoltura alrededor de los pies y fíjala con una banda elástica. La idea es evitar que el oxígeno llegue a los pies. El efecto es para eliminar el oxígeno y, al mismo tiempo crear un ambiente tóxico para las bacterias. Una vez más, mantén el pie envuelto por el tiempo que pueda ser tolerado. Esto será peor que el recipiente para pies, pero si lo mantienes envuelto durante tanto tiempo como sea posible, tendrás más éxito. Una vez que llegue a ser demasiado incómodo, quita el envoltorio.

  4. 4

    Repite el procedimiento de lavado, remojo en cloro y envolver dos veces al día todos los días. A lo largo del tratamiento, la irritación causada por el tratamiento debe volverse más leve.

  5. 5

    Después de tres semanas, el pie debe ser sanado. Algunas bacterias son más resistentes que otras, por lo que si el pie no se cura después de este tiempo, trata por otras tres semanas. Si, después de seis semanas de tratamiento el pie no ha sanado, entonces debes acudir a un médico . A veces las afectaciones de la piel pueden ser signos de que algo más está sucediendo. Si el pie se cura como debe ser, desde ese punto en adelante asegúrate de tener el cuidado apropiado del pie para evitar que el hongo vuelva a aparecer. Si algún signo de infección regresa, inicia el procedimiento de inmediato.

Consejos y advertencias

  • Mantén un diario pequeño para documentar el tratamiento. Puedes registrar cuando tienen lugar los tratamientos, cuánto tiempo duran y ten en cuenta los efectos positivos o negativos.
  • Nunca uses más de la cantidad de cloro recomendada.
  • Llama al doctor si la infección no se va.
  • Si en cualquier momento sientes que la solución de cloro quema tu piel, descontinúa inmediatamente.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media