Cómo matar y procesar pollos

Escrito por richard gaughan Google | Traducido por andrés marino ruiz
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo matar y procesar pollos
Convertir un pollo en cena es un poco intimidador la primera vez, pero no es difícil. (Jupiterimages/BananaStock/Getty Images)

Cualquiera que críe pollos o gallinas con el fin de comerlos por primera vez está destinado a estar un poco nervioso, y es perfectamente entendible. Estás tomando la vida de otro ser vivo y deseas que el proceso sea lo más indoloro posible. Hay también un aspecto práctico; deseas que sea lo más fácil posible. Hay muchas formas de matar y procesar un pollo, incluyendo el siguiente método.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Cuchillo de carnicero
  • Hilo o cuerda fina
  • Olla grande con agua caliente

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Toma el pollo bajo tu brazo izquierdo, o el derecho si eres zurdo. Deseas sostener las alas firmemente contra tu cuerpo, y si tu antebrazo sostiene sus piernas contra su cuerpo, el animal estará más calmo.

  2. 2

    Cruza tu brazo derecho por sobre tu cuerpo y toma el animal por el cuello, de modo que tu pulgar y puño formen un anillo alrededor de éste, a dos pulgadas (5 cm) por debajo de la cabeza.

  3. 3

    Realiza un rápido movimiento con tu brazo derecho, liberando el agarre con tu mano izquierda. Mueve tu mano como si estuvieras manejando un látigo. Esto romperá el cuello del animal.

  4. 4

    Corta el cuello del ave o corta la cabeza por completo. Ata sus piernas y cuélgala boca abajo para que vierta toda la sangre.

  5. 5

    Sumerge el cuerpo en una olla con agua caliente por 15 o 30 segundos para soltar las plumas. Retira el ave del agua y comienza a desplumarla.

  6. 6

    Retira los pies del ave. Puedes hacer esto doblando las coyunturas de la pierna hacia atrás y cortando los tendones restantes.

  7. 7

    Retira la piel del cuello y suelta el esófago, el buche del ave y la tráquea.

  8. 8

    Retira la piel desde el esternón hasta la cloaca (el "agujero" por el cual eliminan sus desperdicios). No realices un corte demasiado profundo, ya que podrías abrir el tracto digestivo, haciendo que todo se ensucie; asegúrate de cortar con mucho cuidado, en especial alrededor de la cloaca.

  9. 9

    Mete tu mano por la cavidad abdominal y de forma firme jala de los órganos internos. Una forma de mover tus dedos suavemente por los bordes de la cavidad, soltando los órganos y retirándolos todos de una sola pasada. El esófago y el buche saldrán junto con los otros órganos.

  10. 10

    Separa el hígado, mollejas y corazón si deseas utilizarlos luego. Deshazte del resto de los órganos.

  11. 11

    Enjuaga el ave y colócala en agua helada, o directamente en un refrigerador.

Consejos y advertencias

  • Las gallinas y pollos están llenos de desperdicios. Tu trabajo es remover estos desperdicios mientras están contenidos en sus órganos, por eso es que es tan importante tener mucho cuidado con los órganos internos. Si rebanases uno de los órganos y se contaminara la carne, debes enjuagarla de forma meticulosa para limpiarla.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles