Mejillas rojas y urticaria en niños

5
Ha sido de ayuda

El enrojecimiento de mejillas y urticaria pueden desarrollarse en niños de todas las edades. Por lo general son un signo externo de una oleada de histamina y otros químicos que el cuerpo del niño envía a través de su torrente sanguíneo en respuesta a una sustancia nociva. A menudo estos síntomas infantiles no son motivo de alarma, pero podrían ser una señal de advertencia de que tu hijo está a punto de sufrir una reacción alérgica grave.

George Doyle/Stockbyte/Getty Images

Otras personas están leyendo

Causas

La urticaria y las mejillas rojas suelen desarrollarse en los niños como resultado de una reacción alérgica. Generalmente, la reacción es el resultado de la sensibilidad a un medicamento, al polen, a la caspa de mascotas, o a una sustancia alimenticia (en particular los cítricos y otros alérgenos alimentarios comunes, tales como los huevos, la leche y los cacahuetes). Estos síntomas también pueden producirse a partir de infección, estrés, las picaduras de insectos, contacto físico con productos químicos irritantes tales como los encontrados en algunas lociones y detergentes para la ropa, así como la exposición prolongada al sol o a temperaturas extremas.

Síntomas

La urticaria y las mejillas rojas pueden aparecer al mismo tiempo, pero por lo general los padres notan mejillas sonrojadas primero. Estas mejillas de color rojo cereza ocurren cuando los vasos sanguíneos cerca de la superficie de la piel se inflaman y se dilatan. Las ronchas, mejor conocidas como urticaria en los círculos médicos, consisten en ronchas elevadas parecidas a las de los mosquitos, rojas, que dan comezón, dispersadas en toda la piel. Pueden ocurrir en cualquier parte del cuerpo y a menudo se agrandan y se unen en grandes manchas de piel decolorada. Dependiendo de la causa, otros niños pueden experimentar posibles síntomas como escurrimiento nasal, ojos llorosos, estornudos, diarrea, vómitos, hinchazón de la cara y dificultad para respirar.

Tratamiento

Contacta al pediatra de tu hijo tan pronto como notes las ronchas y las mejillas rojas, especialmente si empeoran rápidamente o están acompañadas de otros síntomas, especialmente problemas respiratorios. Dependiendo de la historia clínica de tu hijo, el médico puede pedirte que acudan para un examen físico o te puede recomendar antihistamínicos como la difenhidramina para reducir la hinchazón. Viste a tu hijo con ropa suelta para minimizar cualquier fricción contra la piel irritada y aplica paños fríos para aliviar la irritación y la inflamación tópica.

Advertencias

Las mejillas rojas y ronchas suelen mejorar con el cuidado adecuado, pero a veces pueden ser los primeros signos de una reacción alérgica potencialmente mortal llamada choque anafiláctico. El choque anafiláctico a menudo comienza con síntomas de alergia típicos que empeoran rápidamente, e incluyen hinchazón de la garganta o la lengua, dificultad para respirar, sibilancias, labios o dedos azulados y mareos. Si no se trata, el choque anafiláctico puede ocasionar la muerte, por lo que de inmediato debes buscar atención médica de emergencia si tu hijo tiene dificultad para respirar u otros síntomas de esta condición.

Referencias

Lee este artículo

Comentarios

Más reciente