La mejor forma de limpiar tus oídos

Escrito por nadia benavidez | Traducido por karolynne gardim
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
La mejor forma de limpiar tus oídos
El oído está diseñado para autolimpiarse. (ear image by Connfetti from Fotolia.com)

El oído está diseñado para autolimpiarse, producir cera y sacar los residuos fuera del canal. Hay veces en que este sistema falla y la cera acumulada o los residuos entran en el oído y necesitan ser limpiados. Hay varias formas seguras y efectivas de limpiar tus propios oídos.

Otras personas están leyendo

Enjuagar

Enjuagar los oídos es el método más común de limpiarlos. Este método es utilizado para eliminar la cera y los residuos desde el canal auditivo utilizando un líquido y la presión. Una solución es rociada en el oído a través de una pera de goma mientras mantienes el oído sobre un recipiente o lavabo. Este enjuague es repetido hasta que el oído esté limpio. Puedes ver los restos de cera o residuos que han salido en el recipiente o lavabo al enjuagar. Esto se puede hacer en casa o en el consultorio de un médico. La solución más simple es usar agua tibia con una cucharadita de bicarbonato de sodio o puedes comprar soluciones de lavado de oído de la farmacia.

Limpiar

El peróxido es ideal para disolver la cera y limpiar los residuos, hongos o bacterias. Vierte una tapita de peróxido en el canal auditivo y mantén la cabeza inclinada hacia un lado, mientras el peróxido burbujea hacia arriba. Cuando hayas terminado, coloca un pañuelo de papel sobre el oído e inclínate hacia el otro lado para sacar el peróxido.

Examen a trasluz

Otro método popular de limpiar el canal auditivo es llamado examen a trasluz o conicidad. Hay unos juegos que se pueden comprar en la farmacia que vienen con instrucciones detalladas sobre cómo realizar este proceso. Esto debe ser hecho por alguien más, y no debes tratar de limpiar los oídos de esta manera solo. El examen a trasluz funciona muy bien y es conocido por eliminar la mayoría de la suciedad, la cera y los residuos de la oreja. Es hecho básicamente poniendo el cono de oído en el canal auditivo y alumbrando el extremo opuesto con una llama. A medida que se quema, crea succión y toda la suciedad es aspirada dentro del cono. Cuando el cono se quema a un cierto nivel, lo soplas hacia fuera o algunos se apagan.

Advertencia

Siempre ten cuidado con lo que pones en tu oído, ya que es muy sensible a los productos químicos y la temperatura. Si tienes un tímpano perforado, tubos en tu oído o has tenido una cirugía de oído, deberías consultar a un médico antes de intentar limpiar tus oídos en casa.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles