La mejor manera de limpiar los vidrios de un auto

Escrito por melissa lewis | Traducido por luis alberto fuentes schwab
La mejor manera de limpiar los vidrios de un auto
Viaja con mayor visibilidad limpiando los vidrios periódicamente.

Mantener tu automóvil con las ventanas limpias es una cuestión de seguridad. Familiarizarse con las manchas puede ser inadvertidamente un peligro potencial durante la conducción. Las ventanas sucias pueden dificultar la visión, especialmente a la noche o durante una tormenta. No le agregues riesgos a la conducción y limpia los vidrios del auto periódicamente.

Lo que utilizarás

Toma una toalla sin pelusa que absorba la humedad. Aprieta las telas o paños de microfibra; los diseñados para los parabrisas son los mejores. No utilices papel periódico ya que podría dejar residuos de tinta y manchas; las toallas de papel pueden dejar pelusas. Un limpiador general de ventanas contiene amoniaco y podría dejar humos nocivos dentro del vehículo. El amoníaco también es malo para los vidrios polarizados. Un limpiador diseñado especialmente para limpiar los vidrios de vehículos es tu mejor opción; la mayoría no contienen amoniaco, pero confirma esto leyendo sus ingredientes. Un producto que repele la lluvia, como podría ser Rain-X, ayuda a mejorar la visibilidad cuando es aplicado en el exterior de las ventanas.

Cómo limpiar

Pulveriza una cantidad generosa del limpiador sobre la ventana y no en el trapo. No escatimes pero tampoco satures la superficie de la ventana. Con cuatro chorros es suficiente como para limpiar una ventana lateral típica. Para llegar hasta la parte superior de las ventanas laterales, bájalas un poco y luego limpia la zona; sécala con un trapo limpio y luego súbela. Limpia de a una ventana por vez y sécala inmediatamente, siempre partiendo de la parte superior. Frota la ventana hasta que todas las rayas se hayan ido. Levanta el limpiaparabrisas para limpiar el parabrisas.