Cómo mejorar tu voz al hablar

Escrito por ehow contributor | Traducido por maria gloria garcia menendez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo mejorar tu voz al hablar

Cómo mejorar tu voz al hablar. Uno de los componentes más importantes de hablar en público es el sonido de tu voz. Influirá en el impacto de tu mensaje y posiblemente conseguirá o romperá el éxito de tu discurso. Y, para muchas personas, se puede aprender a tener una buena calidad de voz.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Instrucciones

    Mejorar tu voz

  1. 1

    Respira desde tu diafragma. Practica exhalaciones largas y controladas. Cuando hables, utiliza la respiración para enfatizar tu argumento. Por ejemplo, toma aire al final de cada frase tanto si lo necesitas como si no. Utiliza esa oportunidad para hacer una pausa y permitir a los oyentes absorber lo que dices.

  2. 2

    Modera tu volumen. Averigua si hablas demasiado alto o demasiado suave. Cuando comiences a hablar, pregunta a tu público cómo es tu volumen (cada situación es diferente). Intenta permanecer con el volumen adecuado durante todo el discurso.

  3. 3

    Modera tu ritmo. Esto también está muy relacionado con la respiración. Si hablas demasiado rápido la gente no puede mantener el ritmo. Si lo haces demasiado lento, perderán el interés. Graba tu discurso para determinar si necesitas cambiar tu ritmo. Consigue retroalimentación de otras personas.

  4. 4

    Utiliza timbre. Los timbres más bajos suelen ser más tranquilizadores a la hora de escucharlos. Sin embargo, modular tu timbre para dar énfasis mantendrá a tus oyentes comprometidos. Desarrolla tu timbre practicando el zumbido.

  5. 5

    Articula. Intenta exagerar el movimiento de tu labio para reducir el hablar entre dientes. Practica articulando trabalenguas y alargando y exagerando los sonidos vocales. Conviértete en un experto de articulación de trabalenguas tan rápido y sucintamente como sea posible. Céntrate en los que encuentres difíciles.

    Cuando das un discurso

  1. 1

    Sigue las instrucciones superiores para mejorar tu voz al hablar.

  2. 2

    Practica tu discurso de antemano y determinar dónde quieres hacer la pausa para respirar. Para dar más énfasis, haz la pausa durante más de un respiro. Marca tus puntos de respiración en tus notas.

  3. 3

    Relájate antes de comenzar. Mira a los lados. Gira tu cabeza en medios círculos y tus hombros hacia atrás. Desvía tu caja torácica de una lado a otro. Bosteza. Estírate. Toca los dedos de tus pies mientras relajas completamente tu cuerpo superior, luego levántate lentamente, una vértebra de cada vez, levantando tu cabeza por último. Repite esto cuando sea necesario.

  4. 4

    Libera la tensión de tu cara. Sopla por tus labios. Mueve tu cara con varias expresiones. Saca tu garganta. Bosteza. Estira tu mandíbula.

  5. 5

    Observa tu respiración antes de comenzar. Asegúrate de que sea uniforme y natural.

  6. 6

    Canturrea antes de comenzar.

  7. 7

    Bebe suficiente agua. Debes tener a mano agua o té de hierbas disponible durante tu discurso. Enfatiza tu mensaje haciendo una pausa para beber agua en los puntos clave. Evita la leche o las bebidas con cafeína cuando des un discurso.

  8. 8

    Mantente derecho y alto para permitir una capacidad pulmonar completa y flujo de aire.

Consejos y advertencias

  • Graba tu voz repetidamente utilizando diferentes formas de hablar. Determina la que es más agradable.
  • Practica cuando dejes mensajes en el correo de voz.
  • Lee en voz alta el periódico todos los días para cultivar el sonido correcto y desenvoltura al hablar. Intenta leer cartas al editor y luego alterna dando tu propia opinión.
  • Practica hablándote a ti mismo con frases completas. Contéstale al televisor o a la radio. Baja el volumen durante un momento y expresa tu opinión. Enfocar unos pocos fallos clave en tu voz pueden marcar una gran diferencia en la impresión que hagas.
  • Pide retroalimentación a amigos y familiares.
  • Piensa en contratar un orientador en comunicación.
  • Comienza un grupo de prácticas o toma una clase.
  • Observa tu respuesta a las voces de otras personas. Desarrolla las características que encuentres efectivas.
  • Sonríe adecuadamente cuando hables. Hará que tu voz suene más agradable.
  • Evita las palabras extrañas y los sonidos como "um" y "realmente".
  • Practica el control de la respiración. Respira hondo y mientras exhalas, cuenta hasta 10 (o recita los meses o días de la semana). Intenta aumentar de forma gradual tu volumen mientras cuentas utilizando tus músculos abdominales, no tu garganta, para el volumen. No dejes que tu laringe se tense.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles