Las mejores y mas tiernas forma de preparar pechos de res

Escrito por emma black | Traducido por paulo roldan
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Las mejores y mas tiernas forma de preparar pechos de res
Cuando se cocina correctamente, el pecho de res puede ser muy tierno. (Stockbyte/Stockbyte/Getty Images)

El pecho es un corte de carne tomado de la sección de la ubre de una vaca. Es el área debajo de las primeras cinco costillas y detrás del brazuelo. La mayoría de los cortes de pecho están en el lado más económico debido a que se requiere un poco de tiempo de cocción lenta con el fin de romper el colágeno en el tejido muscular. Hay tres principales cortes de carne de pecho. El corte de pieza larga, el corte plano, que es más delgado, y un corte de punto que tiene mayor sabor debido a la grasa adicional, conocido como el deckle. El corte de punto suele ser el más tierno de los cortes de pecho, sin embargo cualquiera de ellos es delicioso cuando se prepara y se sazona correctamente.

Otras personas están leyendo

Pecho de res curado

Una de las mejores maneras de cocinar un pecho de res tierno es convirtiéndolo en carne curada. Esta carne se asocia principalmente con el Día de San Patricio y las recetas tradicionales de Irlanda. La carne de pecho curada es un tipo especial de pecho, y suele estar disponible para su compra con cualquier carnicero local. Para lograr un pecho de res curado tierno, debe curarse en una salmuera sazonada y asado lentamente a baja temperatura. Cuanto más lento se cocina, más tierna será la carne del pecho. Debido a que la carne suele ser un poco dura, asar lentamente la carne de pechuga curada hará que sea tierna y deliciosa.

Pechos ahumados

Otra de las mejores maneras de cocinar un pecho tierno es ahumarlo. Ahumar un pecho lo convierte en un trozo de carne muy tierna, ya que es cocinado a fuego lento con una textura muy tierna. A menudo se frota con un adobo y se deja marinar durante la noche. A la mañana siguiente, cuece lentamente durante de un período de tiempo largo a 225 grados Fahrenheit (107 grados Centígrados) durante una hora y quince minutos por libra (453 gramos). A muchas personas les gusta acompañar una pechuga ahumada con salsa de barbacoa y un bollo de sándwich porque cuando una pechuga ahumada se corta a contrapelo, es suficientemente tierna como para comerla en un bocadillo y la carne literalmente se cae a pedazos.

Pechos asados en un horno

Los pechos asados ​​al horno se pueden convertir en un trozo muy tierno de carne cuando se cocina adecuadamente. Manteniendo la temperatura a 350 grados (176 grados Centígrados), sazona el pecho y ponlo en la parrilla del horno para asar. Cubre la pechuga con un trozo de papel de aluminio en forma de tienda de campaña. Hornea el pecho durante dos o tres horas, hasta que esté tierno y a la temperatura preferida. Corta la pechuga a contra pelo y sírvela con guarniciones, con una ensalada o en un sándwich.

Pechos de res estilo barbecue

Para lograr los mejores y más tiernos pechos, asarlos a la parrilla también es una buena opción. Más de un maestro del pozo te dirá que hacer una pechuga de carne deliciosa y tierna en barbacoa requiere la combinación correcta de humo, fuego lento y el tiempo medido en medios días, no horas, como sucede con la mayoría de los pechos. Cocinar con una combinación de virutas de madera y carbón crea el humo adecuado.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles