Cómo modificar tu personalidad

Escrito por george kramer | Traducido por mila guevarian
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo modificar tu personalidad
Aunque no se muestre muy dispuesta a ello, intenta hablar con esa persona. (BananaStock/BananaStock/Getty Images)

Modificar tu personalidad puede ser alto tan difícil de conseguir como gratificante. Es difícil cuando te enfrentas a un compañero con el que debes lidiar de forma regular. Es gratificante cuando la otra persona responde de forma positiva a la manera en que tú has reaccionado con él. Sigue leyendo si deseas aprender a introducir cambios en tu personalidad.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Buen humor
  • Buena disposición

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Modificar tu personalidad es comparable a cambiar tu forma de pensar sobre una persona que no te gusta. Sentir agrado o desagrado por alguien puede hacerte cuestionar tus puntos de vista sobre la gente. De cualquier manera, se trata de manejarte para cambiar tu forma de pensar de la forma que sea más adecuada para estimular tu desarrollo personal. Podría ser en el ámbito profesional, en tus relaciones personales o dentro del ambiente familiar. Modificar tu personalidad significa ser capaz de reconocer que el cambio debe ser inminente. Si no crees que sea necesario cambiar y piensas que tu forma de actuar siempre es la adecuada, felicitaciones. Es posible que pertenezcas a la corta lista de personas infalibles que caminan por este mundo. No obstante, la mayoría de las personas sienten que incluso los cambios más pequeños pueden ser útiles en su vida.

  2. 2

    Si no te gusta una persona, ya sea un amigo, un compañero de trabajo o un familiar, debes hacerte a ti mismo una pregunta: ¿Cambiará esa persona en algún momento hasta el punto de gustarte? Si la respuesta es que no, hazte una pregunta más. Si cambiaras ligeramente tu patrón de pensamiento con el fin de introducir alguna modificación en tu manera de pensar, ¿sería esa persona más agradable a tus ojos? Es una pregunta difícil. ¿Cambiará tu percepción sobre esa persona aunque siga siendo la misma? En este punto, la idea debería ser la siguiente: si modifico mi punto de vista sobre esa persona para aceptar mejor su idiosincrasia, ¿se volverán más soportables esos rasgos que ahora no gozan de mi aprecio?

  3. 3

    Si la respuesta es que no, estarás abocado a la situación en la que te encontrabas antes de empezar. Simplemente, tendrás que lidiar con esa persona, ignorarla o seguir teniendo con ella discusiones verbales. La solución está en modificar tu percepción. Si lo haces, modificarás también tu realidad y, con ella, tu personalidad. Todo ello está arraigado en ti de forma similar. La negatividad que sientas hacia esa persona puede extenderse a otras áreas de tu vida, dificultándote la existencia.

  4. 4

    No obstante, si decides transformar tu pensamiento para hacerlo más positivo y darte la oportunidad de cambiar para, a continuación, percibir a ese individuo de forma diferente, podrás despojarte de unas cuantas capas de odio y aversión. Imagina los motivos por los que esa persona en cuestión te resulta tan molesta. ¿Tendrá problemas con su pareja? ¿No dormirá lo suficiente o no tomará bastante café? ¿O la tuyo es una verdadera aversión por esa persona que desafía a toda lógica? Estas y otras preguntas te ayudarán a disipar tu animosidad hacia ese individuo. Pero la última es más difícil de tratar. Si no existe explicación racional de por qué no te gusta esa persona, resultará complicado modificar tu personalidad para poder tratar con ella. Tendrás que superar tu testarudez y la verdadera aversión que sientes hacia alguna gente.

  5. 5

    Otra forma de ayudarte a ti mismo es intentar iniciar una conversación con esa persona, incluso aunque hayas recibido una acogida fría. Si tienes que tratar con ella de forma regular, a diario o cada semana, también podrías adoptar la actitud de "matar con amabilidad". Seguro que al final la otra persona se vuelve más hospitalaria. Si reaccionas bien ante alguien que te muestra un humor irascible, te sentirás mejor contigo mismo, porque sabrás que estás intentando modificar tu personalidad para llevar bien su desdén.

  6. 6

    Debes comprender que modificar tu personalidad no significa que vaya a haber cambios en la situación.

Consejos y advertencias

  • Ten paciencia. Este proceso puede llevar un tiempo.
  • Introduce las modificaciones que sean necesarias según tus circunstancias, pero recuerda que tanto tus compañeros de trabajo como tus familiares y amigos intentarán influir en ti. Debes mantenerte firme en tus convicciones.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles