¿Qué es la neuropatía del nervio sural?

5
Ha sido de ayuda

Como los otros tejidos del cuerpo, los nervios se pueden dañar. Esto pasa particularmente en los nervios periféricos, los cuales actúan como caminos comunicantes entre el cerebro y la médula espinal con el resto del cuerpo. Como subtipo de neuropatía periférica, el daño del nervio sural tiene características importantes relacionadas con la anatomía y función de las estructuras relacionadas.

fr6 image by Paul Moore from Fotolia.com

Otras personas están leyendo

Tipos neuronales y anatomía

Las neuronas o células nerviosas se clasifican en tres grandes categorías: sensoriales, motoras o interneuronas. Las sensoriales captan señales y las transmiten al cerebro y la médula espinal. En contraste, las motoras reciben las señales desde el cerebro y médula y las transmiten a las glándulas y músculos. Sin importar la función, las neuronas comparten ciertos componentes estructurales: un soma, axón y dendritas. El soma contiene el núcleo y es donde se desarrolla el metabolismo de esta célula. El axón es una larga fibra nerviosa que transporta las señales eléctricas desde el soma, mientras que proyecciones múltiples y cortas, las dendritas, transportan las señales entrantes. El axón está cubierto por una barrera aislante de mielina.

Tipos

Un nervio es esencialmente una cuerda de axones. El término mononeuropatía se refiere a una condición neurológica que resulta en un malfuncionamiento de un nervio. Cuando hay varios nervios disfuncionales, se denomina polineuropatía. Los científicos y médicos están de acuerdo en que la neuropatía periférica proliferante, o polineuropatía, a menudo incluye el nervio sural. Sin embargo, la neuropatía aislada del nervio sural, o la verdadera mononeuropatía, es muy rara.

Descripción

En un número de la revista "Muscle & Nerve" de 2006, los médicos describieron el nervio sural como uno puramente sensitivo con un trayecto anatómico que lo hace susceptible a los daños. Esto es porque en su trayecto complejo debe inervar al tobillo y a la parte externa del pie. Así, el nervio sural nace del nervio tibial en la parte posterior de la pierna, pasa entre las cabezas de los gemelos y se profundiza en los tejidos antes de hacerse superficial, cerca del talón de Aquiles.

Causas

Datos clínicos publicados en la revista "Muscle & Nerve" apuntan al trauma como la causa más común de neuropatía sural. Fuentes posibles de traumas pueden ser: fractura de tobillo, esguince, extracción de venas, cirugía de rodilla, carreras de larga distancia, laceración de tobillo, golpes y compresiones. En un número de Orthopaedics and Trauma de 2009, los médicos remarcaron que la compresión nerviosa puede ser resultado de hipertrofia de los músculos de la pantorrilla. Otras causas pueden ser: vasculitis o inflamación de vasos sanguíneos, quiste ganglionar, biopsia de nervio sural o diabetes.

Signos y síntomas

El daño nervioso, y por lo tanto, sus síntomas, puede ocurrir en cualquier sitio del trayecto del nervio. La neuropatía sural típica se traduce en dolores y sensaciones anormales en la piel del pie y del tobillo, tales como entumecimiento y adormimiento. De acuerdo con el Instituto de Trastornos Neurológicos y Accidentes Cerebrovasculares, el dolor neuropático usualmente empeora por la noche, al punto de interrumpir el sueño.

Diagnóstico

El Instituto de Trastornos Neurológicos y Accidentes Cerebrovasculares lista una serie de procedimientos diagnósticos para la neuropatía periférica, incluyendo pruebas neurológicas, examen físico general, historia clínica detallada, exámenes de sangre, imágenes y biopsias. En la revista American Journal of Physical Medicine & Rehabilitation, el Dr. Manouchehr y sus colegas, notaron que la neuropatía sural aislada a menudo representa un desafío en el diagnóstico y requiere evaluación electrofisiológica.

Tratamiento

Para las neuropatías surales resultantes de un atrapamiento o compresión del nervio, la revista Orthopaedics and Trauma dice que el mejor tratamiento es una liberación quirúrgica. La neuropatía que se relaciona con problemas de tobillo pueden requerir fisioterapia, reconstrucción u ortopedia. La clave para manejar este tipo de enfermedad es eliminar o controlar las causas específicas que puedan conducir a mayor daño.

Referencias

Recursos

Comentarios

Más reciente