¿Por qué se organiza un almuerzo familiar luego de un funeral?

Escrito por laura mcgowan | Traducido por mike tazenda
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Por qué se organiza un almuerzo familiar luego de un funeral?
Una comida luego de un funeral le da la oportunidad a los familiares de nutrirse y socializar antes de emprender el regreso al hogar. (Thomas Jackson/Lifesize/Getty Images)

En los Estados Unidos, las personas siguen distintas costumbres respecto de los funerales, en función de la religión y la ubicación geográfica. Los rituales son tan variados como los antecedentes étnicos y religiosos de los estadounidenses y las divisiones geopolíticas de este país. Sin embargo, en la mayoría de las comunidades, la familia y amigos se reúnen a comer luego de un funeral.

Otras personas están leyendo

Por qué se sirve una comida luego de un funeral

La comida luego del funeral reúne a los miembros de la familia del difunto y les permite socializar y apoyarse anímicamente. Comer luego de un funeral, en un nivel fundamental, nos recuerda que aún estamos vivos. Michael Lee West escribe en "Pasiones consumidas: una vida obsesionada con la comida" que la comida luego del funeral "nos recuerda que la vida continúa, que debemos cuidarla y nutrirla. La cocina luego de un funeral puede ser una costumbre antigua, pero es humana en su esencia".

Comidas de la infancia

A menudo las comidas ricas en azúcar y carbohidratos de la infancia llevan un atractivo nostálgico o sentimental. Por esta razón se sirve luego de los funerales. Los familiares deben nutrirse, pero también es importante recordar el pasado y hallar consuelo. Este tipo de comidas incluyen carnes, guisos, papas y postres. El énfasis del menú en el azúcar y los almidones fomenta la producción de serotonina, un químico del cerebro que ayuda a crear una sensación de bienestar, de acuerdo con el sitio web Gilt Taste.

¿Por qué se organiza un almuerzo familiar luego de un funeral?
Las papas con queso gratinado son una sencilla comida que se sirve habitualmente en funerales de los Estados Unidos. (Eising/Photodisc/Getty Images)

Ubicación

La comida que se sirve luego de un funeral se puede comer en el sótano de una iglesia, con los alimentos provistos por un comité o miembros de la iglesia asignados a llevar un guiso, una ensalada o un postre. Un centro comunitario o una organización puede ser el sitio donde se sirve la comida. Las familias pueden abrir sus casas e invitar a los asistentes a una comida para los vecinos y la familia extendida. Las familias muy ocupadas también pueden escoger ir a un restaurante.

Etiqueta

La familia del difunto no debe tener responsabilidad por la comida luego del funeral. Los amigos, vecinos, miembros de la iglesia y la familia lejana pueden organizar la ubicación, el menú y los utensilios para comer. Cualquier asistente al funeral puede ofrecerse a llevar comida o ayudar a limpiar luego. Los invitados deben asegurarse de tomarse el tiempo para hablar con la familia del fallecido durante la comida y de agradecer a los organizadores.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles