Cómo organizar una cadena de suministro

Escrito por devra gartenstein | Traducido por barbara obregon
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo organizar una cadena de suministro
Comprar los materiales en grandes cantidades puede ahorrar dinero. (Jupiterimages/BananaStock/Getty Images)

Una cadena de suministro es un sistema para proporcionar los materiales necesarios a tu empresa, cuando los necesitas. El proceso de organización incluye la evaluación de tus prioridades comerciales, tales como la obtención de los máximos beneficios o el apoyo a los proveedores locales, y luego encontrar alternativas para promover estos objetivos. Una cadena de suministro exitosa debe ser organizada con la intención de ser financieramente viable y facilitar los sistemas suaves. Además, debe incluir fuentes de respaldo para los suministros y materiales en caso de que tu proveedor favorito no tenga disponibles estos objetos.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Listas de precios
  • Programas de producción

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Empieza el proceso así

  1. 1

    Enumera las prioridades de la cadena de suministro de tu empresa, así como las circunstancias especiales que pueden influir en la organización de este proceso. Si tienes un espacio de almacenamiento limitado, puedes ser parcial con los vendedores que estén dispuestos a hacer entregas pequeñas y frecuentes, y si tiendes a operar con un margen de flujo de caja ajustado, puedes estar particularmente inclinado a elegir los proveedores que estén dispuestos a llevar un equilibrio. Además, tu empresa podría estar inclinada a operar en servicio de una misión especial, como el uso de productos respetuosos del medio ambiente o el apoyo a proveedores minoritarios. Haz una jerarquía de las prioridades de tu empresa en orden de su importancia en relación con la cadena de suministro.

  2. 2

    Investiga alternativas de proveedores para el suministro de los insumos y materiales que tu empresa necesita. Pregunta acerca de los precios, mínimos de pedidos, plazos de entrega y formas de pago. También obtén información acerca de los productos específicos que un vendedor realiza, como si provienen de entidades cuyas prácticas son coherentes con la misión de tu empresa. Revisa las listas de precios y entrevista a los vendedores y representantes para determinar cuál es la mejor opción para tu empresa. También pide muestras del producto en caso que corresponda.

  3. 3

    Elige los proveedores que cumplan con mayor eficacia las necesidades de tu empresa y trabaja con ellos para desarrollar un programa de pedidos, entregas y pagos. Consulta a los departamentos de ventas y manufactura para coordinar sus necesidades y horarios con los plazos de entrega de los proveedores. Designa a los proveedores primarios que serán tus principales fuentes de elementos concretos, y también elige alternativas como fuentes de respaldo de los productos que no están disponibles a través de tus proveedores primarios. Encuentra sustitutos razonables para explotar cuando tus productos de primera elección no estén disponibles temporalmente.

  4. 4

    Crea listas y gráficos para tus departamentos de fabricación y ventas que describan las fuentes primarias y secundarias de los artículos del inventario. Pide sus comentarios a través del tiempo para reestructurar tu cadena de suministro si las necesidades cambian o si hay cambios en los productos y servicios que tus proveedores ofrecen.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles