¿En qué partes del cuerpo están localizados los lípidos?

Escrito por roxann schroeder | Traducido por mila guevarian
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿En qué partes del cuerpo están localizados los lípidos?
Los lípidos son necesarios para absorber las vitaminas liposolubles de la dieta. (spinach image by Ramon Grosso from Fotolia.com)

Los lípidos constituyen una parte importante del organismo, junto con las proteínas, los azúcares y los minerales. Son sustancias de vital importancia para la estructura de la membrana celular, la regulación del metabolismo y la reproducción, la respuesta al estrés, el funcionamiento del cerebro y la nutrición. Si bien el exceso de grasas en la dieta puede llevar a la obesidad, la falta de lípidos podría dar lugar a la aparición de problemas serios tanto en la coagulación sanguínea como en la estructura ósea y la visión, al no poder ser asimiladas las vitaminas solubles en grasas.

Otras personas están leyendo

Tipos de lípidos

Las membranas celulares tienen glucolípidos y fosfolípidos; estos últimos poseen una cabeza hidrófila (atrae el agua) y dos colas hidrófobas (repelen el agua) de ácidos grasos, compuestas por una cadena de 14 a 24 átomos de carbono. El colesterol es otro lípido muy abundante en el organismo; posee 27 átomos de carbono unidos entre sí formando anillos, en lugar de cadenas largas de ácidos grasos. Excepto por su grupo de alcohol hidrófilo, toda la molécula de colesterol es hidrófoba y la mayor parte de ella se sitúa en el centro de la membrana. El colesterol que se encuentra en diversos tejidos del organismo se modifica para formar distintas hormonas y vitaminas liposolubles.

Membranas celulares

La membrana celular está compuesta por dos capas de lípidos. Las colas largas hidrófobas de los fosfolípidos y los glucolípidos se agrupan hacia el interior de la membrana, mientras que las cabezas hidrófilas conforman el lado interior y exterior de la membrana. La membrana separa el interior de la célula del medio exterior. Para poder atravesarla, la mayoría de las moléculas necesitarán la ayuda de una proteína específica.

Hormonas

El colesterol se modifica para formar corticosteroides en las glándulas suprarrenales. Los glucocorticoides regulan el metabolismo de los azúcares y la repuesta al estrés; los mineralocorticoides hacen lo mismo con el equilibrio agua-sal en el cuerpo. El colesterol también se convierte en andrógenos (por ejemplo, testosterona) y estrógenos, que intervienen tanto en la reproducción como en el desarrollo de las características sexuales secundarias (responsables del aspecto femenino o masculino de mujeres y hombres).

Vitaminas solubles en grasas

La luz del sol ayuda al organismo a convertir el colesterol en vitamina D, una sustancia que resulta esencial para tener unos huesos y dientes fuertes, ya que regula el metabolismo del calcio y el fósforo. La vitamina A se necesita para la producción de retinol y para disfrutar de una buena visión. La vitamina K es imprescindible para no tener problemas con la coagulación. Las propiedades antioxidantes de la vitamina E ayudan a prevenir y reparar el daño celular.

Células grasas

Las células grasas almacenan triglicéridos deshidratados concentrados como gotas de grasa dentro del citoplasma. Tras el ayuno (cuando te despiertas por la mañana), parte de la grasa se descompone en ácidos grasos, que son liberados en la sangre para ser utilizados por otras células. La mayoría de la gente tiene depósitos de grasas suficientes para aproximadamente un mes.

Cerebro

Las células cerebrales, al tener largos axones y dendritas, poseen una gran cantidad de membrana celular. La esfingomielina es un fosfolípido que forma la vaina de mielina que aísla los axones del nervio y ayuda a aumentar la velocidad de la conducción nerviosa.

Sangre

El colesterol que hay en la sangre está unido a lipoproteínas de alta y baja densidad (HDL y LDL, por sus siglas en inglés). Las hormonas esteroideas también se unen a proteínas portadoras en la sangre. Los ácidos grasos liberados por las células grasas dentro del torrente sanguíneo quedan a disposición de todas aquellas células que necesiten energía.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles