Cómo hacer paso a paso una manta de hilo con tus dedos

Escrito por marie mulrooney | Traducido por natalia manzelli
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer paso a paso una manta de hilo con tus dedos
(Jupiterimages/Polka Dot/Getty Images)

Tejer con los dedos te permite crear una larga, delgada cadena de punto stockinette sin usar agujas; todo lo que necesitas es dos manos y una madeja de hilo. Si haces suficientes cadenas y lo suficientemente largas, puedes unirlas para formar una manta corta o más larga. Nota que el tejido con los dedos, especialmente a esta escala, se hace mejor con hilo grueso o varias hebras de hilo fino juntas.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Hilo
  • Tijeras
  • Aguja para hilo
  • Aguja de crochet

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Tejido con los dedos

  1. 1

    Anuda un extremo de la hebra sin apretar alrededor del pulgar de tu mano menos hábil dejando un excedente de 15,24 cm (6 in) a 20,32 cm (8 in). Luego trae el extremo del hilo anudado en el que estés trabajando al frente de la base de tu índice, detrás de la de tu dedo medio, frente a la base del anular y detrás de la del menor.

  2. 2

    Lleva la hebra de la parte exterior de la mano al frente de la misma. Esto te posiciona para continuar envolviendo los dedos alternadamente, volviendo siempre en dirección al pulgar. Envuelve el hilo al frente de tu dedo menor, detrás del anular, al frente de tu dedo del medio y detrás del índice.

  3. 3

    Trae la hebra al frente de tu mano y continua envolviendo hacia tu dedo menor. La misma va enfrente de tu índice, detrás del mediano, al frente del anular y detrás del menor. Deberías tener un lazo en el dedo del medio y el menor y dos en el anular y el índice.

  4. 4

    Tira del lazo inferior de tu índice para arriba y fuera de tu dedo, dejándolo deslizarse hacia el reverso de tu mano. No saques la lazada superior, debería quedar en tu dedo. Desliza también el lazo inferior de tu anular hacia arriba y fuera del dedo.

  5. 5

    Continúa envolviendo la hebra alternadamente alrededor de los dedos. Luego de cada pasada, haz una pausa y quita la inferior de cada par de lazadas del dedo en la que esté. Eventualmente, los lazos que retires formarán una larga, delgada cadena de punto stockinette. Al principio, la cadena será más ancha que lo usual; tira un extremo periódicamente para ajustar y lograr la forma larga y fina que toma cuando está finalizada.

  6. 6

    Continúa tejiendo con los dedos hasta que la cadena sea tan larga como deseas que sea tu manta; mídela antes de tirar de la cadena para ajustarla a su forma final. Una corta es típicamente de 127cm (50 in) a 152,4 cm (60 in) de largo.

  7. 7

    Cierra los puntos sujetando el extremo del hilo con el cual trabajabas, dejando un excedente de 25,4 cm (10 in). Quita una lazada de tus dedos por vez, metiendo el extremo de lana en cada lazado a medida que las vayas sacando. Esto funciona mejor si sujetas el hilo cuando está en el lado del pulgar de tu mano, lego empújalas a través de los lazos comenzando desde el lado del menor.

  8. 8

    Tira el extremo suelto y ajusta una vez que hayas pasado a través de todos los lazos. Enhebra la cola de cada extremo de la cadena tejida con los dedos en una aguja de hilo. Teje la cola dentro y fuera a través del tejido para asegurarlo y sujeta cualquier excedente.

  9. 9

    Mide el ancho de la cadena que haz tejido con los dedos. Divide la anchura deseada

    Uniendo las cadenas tejidas con los dedos.

  1. 1

    Haz un nudo suelto que se deslice, con un extremo de la madeja de hilo alrededor de una aguja de crochet, dejando una cola de 15,24 cm (6 in) a 20,32 cm (8 in).

  2. 2

    Sostén los "lados derechos" de dos cadenas, significa, los lados que quieres mostrar en el frente de tu manta, juntos de forma que los extremos se alíneen. Localiza una línea de lazadas en cada cadena que corra paralela al borde de la misma, una fila antes del dicho margen del lado derecho. Para una referencia sencilla, estos pueden ser llamados lazos laterales.

  3. 3

    Mete la aguja de crochet en un lado del lazo en cada una de las dos cadenas que estás uniendo. Deberías ahora tener tres lazadas en el ganchillo: El nudo deslizable con el cual comenzaste, y dos laterales. Luego pon la hebra de manera de envolver el extremo con el que trabajas alrededor de la aguja del crochet de atrás hacia delante.

  4. 4

    Utiliza el ganchillo para poner el hilo envuelto que haz apartado a través de las tres lazadas en el mismo . Ahora tienes un lazo restante en tu aguja. Muévete al siguiente par de lazadas laterales y repite el proceso, manteniendo el ganchillo yendo de un lado a otro de los pares de lazos laterales, haciendo un punto, luego volviendo la hebra a través de los tres lazos en la aguja.

  5. 5

    Continúa hasta que alcances el final de las cadenas. Sujeta el extremo de la hebra, dejando un excedente de 15,24 cm (6 in) a 20,32 cm (8 in). Pásalo a través de la última lazada en tu aguja de crochet y tira ajustando, así tus puntos no se desharán. Luego; enhebra el extremo excedente en la aguja de hilo y téjelo en tu trabajo. Téjelo también en el extremo más alejado de las cadenas.

  6. 6

    Repite el mismo proceso de unión para adherir la tercera cadena a las dos primeras y continúa juntándolas lado a lado hasta que hayas completado la manta.

Consejos y advertencias

  • Una vez que hayas tejido con los dedos unas pocas filas, pueden quitar el nudo de tu pulgar y desatarlo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles