Las etapas que atraviesa tu cuerpo cuando dejas de fumar

Escrito por andy osborne | Traducido por daniela laura arjones
Las etapas que atraviesa tu cuerpo cuando dejas de fumar
Tu cuerpo atraviesa muchos cambios cuando dejas de fumar. (cigarrillos image by Kalalo from Fotolia.com)

Información general para dejar de fumar

Actualmente, ves el cartel de prohibido fumar en casi todas las puertas de los lugares públicos a los que entras, ya sea un restaurante, una discoteca o un café. Fumar parece estar pasando de moda. ¡Y por una buena razón! De acuerdo con U.S. Surgeon General, "el cese de fumar (dejar de fumar) representa el paso más importante que los fumadores pueden tomar para mejorar la durabilidad y la calidad de sus vidas". (Sociedad Estadounidense del Cáncer). Pero no es fácil romper con el control adictivo de la nicotina, fumar es bien conocido por ser uno de los hábitos más difíciles de abandonar, pues los efectos adictivos de la nicotina rivalizan con los de otras drogas dañinas e ilegales, como la cocaína o la heroína.

Cuando un fumador da el primer paso, arruga el último paquete de cigarrillos y se compromete a dejar de fumar, se enfrentará a un reto enorme de voluntad. Sin embargo, a la fuerza de voluntad se la puede ayudar, junto con el reconocimiento de los efectos de dejar de fumar en el cuerpo, algunos de los cuales se producen mucho antes de lo que muchos creen.

Dejar de fumar es un proceso físico, así como psicológico y aquí vamos a examinar los cambios físicos que ocurren en el cuerpo desde los primeros veinte minutos después de apagar el último cigarrillo hasta décadas después de tomar la decisión.

Efectos de dejar de fumar: el primer año

Según la Sociedad Estadounidense del Cáncer, los primeros cambios físicos ocurren luego de sólo veinte minutos sin un cigarrillo. Después de este corto período de tiempo, la frecuencia cardíaca y la presión sanguínea disminuyen. Luego, después de 12 horas, el nivel de monóxido de carbono en tu torrente sanguíneo regresa a un nivel normal.

Dos o tres semanas después de abandonar el hábito, la función pulmonar mejora y tienes mejor circulación cardiovascular. Durante los próximos nueve meses, el ex-fumador experimentará menos tos seca y tos, tus pulmones estarán en mejores condiciones para controlar las mucosidades y la posibilidad de infección en los pulmones disminuye.

Si el ex-fumador logra pasar un año sin fumar, según la Sociedad Estadounidense del Cáncer, el riesgo de enfermedad coronaria es ahora la mitad que la de un fumador.

Todavía llevará un tiempo para que todo vuelva a la normalidad en el cuerpo, así que vamos a echar un vistazo a los beneficios a largo plazo.

Efectos de múltiples años como no fumador

La U.S. Surgeon General informa que el riesgo de derrame cerebral se reduce al de un no fumador pasados entre cinco y 15 años después de dejar de fumar cigarrillos. Después de diez años como no fumador, el riesgo de contraer cáncer de pulmón se reduce a aproximadamente la mitad que el de una persona que sigue fumando. Además, los riesgos de otros tipos de cánceres se reducen, incluidos los cánceres de boca, garganta y páncreas (informe de U.S. Surgeon General).

Así que si eres un fumador que piensa dejar el cigarrillo, la información que acabas de leer puede ayudarte a "respirar mejor" durante los intentos desesperados de las primeras semanas y meses. Mantener un ojo sobre los efectos a largo plazo de dejar de fumar es una excelente manera de mantenerse motivado para permanecer libre de humo.

Referencias

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles