Como hacer pechuga de pollo a la Marsala

Escrito por contributing writer | Traducido por romina burgos
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Como hacer pechuga de pollo a la Marsala
El pollo a la Marsala es delicioso. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

La pechuga de pollo a la Marsala es una receta clásica italiana que es fácil de hacer y excelente para comer y servir en una cena formal. El dulce vino Marsala mezclado con los champiñones añade un gran sabor al pollo que, cuando se cocina bien, queda jugoso y suave.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • 4 pechugas de pollo de 4oz. (113 gramos) cada una, recortadas y aplanadas a 1/4 de pulgada (0,63 cm) de grosor
  • 2 tazas de champiñones rebanados
  • 3 tazas de vino Marsala dulce
  • 2 cucharaditas de ajo fresco picado finamente
  • Sal y pimienta al gusto
  • 2 cucharaditas de perejil
  • Harina
  • 2 cucharadas de aceite de olivo
  • 2 cucharadas de mantequilla sin sal

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Cómo hacer pechuga de Pollo a la Marsala

  1. 1

    Calienta el aceite de oliva y derrite la mantequilla sin sal en una sartén grande sobre fuego medio. Enharina las pechugas de pollo y agrégalas a la mezcla de aceite justo cuando la mantequilla empiece a burbujear. Dora el pollo antes de voltear la pechuga. Verás que los lados del pollo se ponen blancos. Espera a que se ponga café dorado por debajo antes de voltear.

  2. 2

    Agrega los champiñones a la mantequilla y cúbrelos con la mezcla. Una vez que estén cubiertos y empiecen a sudar, agrega el ajo picado, la sal (como dos pizcas), la pimienta (una pizca) y el perejil. Revuelve hasta que se dore. Si ya no le queda mantequilla con aceite, agrega otra media cucharada a la mezcla.

  3. 3

    Agrega el vino Marsala una vez que el ajo se dore ligeramente (como 30 segundos). La cantidad puede variar dependiendo del tamaño de la sartén y de los champiñones. Agrega justo lo necesario para que el vino cubra las orillas de las pechugas de pollo, pero no sumerjas el pollo. Pon el fuego a nivel medio alto. Reduce el vino hasta que se mezcle con la mantequilla, con el aceite y con la harina para crear una salsa ligeramente cremosa y espesa.

  4. 4

    Quita el pollo y ponlo en un plato. Regresa la sartén al fuego y agrega una gota grande de mantequilla (como 1/2 cucharada). Esto termina la salsa y le da brillo y ayuda a reconstituir la salsa si se llegara a cortar mientras se cocina el pollo. Cubre el pollo con la salsa.

  5. 5

    Se sirve con pasta con ajo y mantequilla, ñoquis o papas asadas con romero.

Consejos y advertencias

  • Muchas recetas de pollo a la Marsala le agregan orégano o un glaseado balsámico. Esto no es necesario, pero es una buena variación.
  • El pollo se debe cocer a 185 grados Fahrenheit (85 grados Celsius). Siempre ten un termómetro a la mano cuando cocines aves.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles