Cómo pedirle a un amigo que te preste dinero

Escrito por christopher cross
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Muchas personas atraviesan momentos difíciles y, durante esos tiempos, pueden llegar a necesitar de sus amigos para ayudarlos a pasar esa terrible experiencia. Los amigos pueden ser un apoyo emocional pero también pueden ofrecer un soporte financiero. Aunque el prestar dinero puede arruinar una amistad sino se pide de manera correcta, puede demostrar qué tan lejos pueden llegar tus amigos para ayudarte a salir de una crisis. Pedir prestado dinero de tus amigos es algo que no debería convertirse en un hábito pero, en caso de que lo necesites, es importante que lo hagas de la manera correcta.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Un teléfono
  • Un amigo
  • Papel
  • Un lápiz

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Evalúa tus necesidades financieras y decide cuánto dinero necesitarás. Agota todas las vías posibles y sólo pídele a tu amigo el dinero que precisas para solventar el saldo restante. Cuanto menor sea el dinero que pidas, más fácil será que tu amigo pueda prestártelo. Mejor aún, podrás devolverle el dinero más rápido y tendrá un menor impacto sobre tu amistad.

  2. 2

    Redacta un contrato legal que le demostrará a tu amigo que tomas en serio el cumplimiento de tus obligaciones y que además le proporciona cierta seguridad en caso de que no cumplas con tus obligaciones. Deberás aclarar el monto del préstamo y hacer énfasis en cuánto te esforzarás por devolverlo. Además deberías incluir un cronograma o fecha de pago. Asegúrate de que ambas partes firmen y quédate con una copia.

  3. 3

    Coordina una reunión para encontrarte con tu amigo. Pedirle prestado dinero a un amigo es un favor muy grande y es algo que no deberías hacer por teléfono o a través de un e-mail. Dile a tu amigo que quieres hablarle de algo importante. Conversa con calma, en un tono neutro y explícale tu situación financiera y por qué necesitas el dinero.

  4. 4

    Evita utilizar la culpa para convencer a tu amigo. Este no es el momento de recordarle todos los favores que le has concedido. Además, si tu amigo te ofrece un préstamo por culpa y no porque él o ella quiera hacerlo, puede generar un resentimiento hacia ti que no será fácil de resolver.

  5. 5

    Prepárate para la peor respuesta y ten lista una respuesta elegante. Sobre todo, no seas resentido si tu amigo te dice que no. No es fácil prestar dinero a un amigo y quizás tu amigo no quiera ir en contra de sus principios. Cualquiera sea la razón por la cual se niegue, recuerda que esta es una situación que no depende de él y no debes molestarte por eso.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles