Lifestyle

Cómo no pelear con tu marido

Escrito por dan taylor | Traducido por georgina velázquez
Cómo no pelear con tu marido

Las peleas en el matrimonio pueden girar en torno al dinero, la paternidad y toda una serie de otras cuestiones.

Pixland/Pixland/Getty Images

Las peleas son una parte natural de una relación íntima, pero resolver una discusión antes de entrar en una pelea puede a la larga ayudar a la preservación de esa relación. Aunque las peleas pueden surgir de vez en cuando, pelear todo el tiempo puede conducir a herir los sentimientos, resentimientos y, potencialmente, un divorcio. Puedes seguir algunos pasos para asegurarte de que estás haciendo todo lo posible para dejar de pelear con tu esposo y empezar a trabajar juntos como pareja para resolver problemas.

Nivel de dificultad:
Difícil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    No te enfoques en ganar la discusión con tu marido, ya que puede llevarlo a la defensiva y hacer que sea difícil para él ver tú lado de la historia. Escucha y entiende sus preocupaciones en primer lugar, y repíteselas de nuevo a él en una manera comprensiva. Esto valida sus preocupaciones, le ayuda a sentirse comprendido y lo abre para considerar lo que tienes que decir. Comprende los sentimientos de tu marido en lugar de obsesionarte con lo que son los hechos, que a menudo son irrelevantes en una pelea acalorada entre cónyuges.

  2. 2

    Siéntense y hablen de dinero en forma regular para que estén en la misma página. El dinero es una de las causas más comunes de las peleas en una relación, por lo que es importante adelantarse a las peleas por dinero mediante el establecimiento de una línea clara de comunicación. Si tú eres ahorradora y tu marido es un gastador, o viceversa, siéntense y concéntrense en la búsqueda de un compromiso, no en convencerlo de cambiar sus maneras, que no es una expectativa realista. No seas infiel financieramente, es decir, escondas las compras a tu marido. Esto puede llevar a una lucha por algo que pensabas que no era un problema. Mantén abiertas las líneas de comunicación.

  3. 3

    Dedica un tiempo regular para reunirte cada semana con tu marido para discutir quejas o asuntos importantes. No tener esas reuniones significa que estas cuestiones no pueden salir a flote hasta que las tensiones exploten en una pelea. Comenzar una discusión en un horario regular te da la oportunidad de manejar estos temas con tu marido cuando ambos están en calma, lo que reduce la probabilidad de que estallará una pelea.

  4. 4

    Tómate un descanso si encuentras que tu rabia se desborda. No tomes por asalto a tu marido; infórmale con toda la calma posible que vas para un paseo y volverás dentro de poco para terminar la conversación más tarde. Tomar tiempo fuera permitirá que tus tensiones cedan y dará a tu cerebro la oportunidad de tomar el control y racionalizar el mejor curso de acción, así como ver el punto de vista de tu esposo.

No dejes de leer...

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media