Cómo bajar de peso después de una tiroidectomía

Escrito por nathaniel miller | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

La tiroidectomía es un procedimiento quirúrgico que elimina toda o parte de la glándula tiroides de una persona. Esta glándula está situada en la parte inferior del cuello y produce hormonas que controlan el metabolismo del cuerpo. Cuando hay trastornos de la tiroides, una tiroidectomía total o parcial a menudo es necesaria. Si se realiza de forma total, puede ser necesario un medicamento hormonal como la tiroxina (T4) o triyodotironina (T3) para darle al cuerpo las hormonas que necesita para regular el metabolismo. Después de una tiroidectomía, las personas a menudo sufren de aumento de peso o de incapacidad para perderlo ya que sus cuerpos ya no producen la cantidad de hormonas necesarias para mantener un ritmo normal del metabolismo.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • La medicación adecuada

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Trabaja con tu médico para asegurarte de tomar la dosis adecuada de suplementos para la tiroides. Asegúrate de que tu nivel de hormonas sea monitoreado cuidadosamente. Esto es esencial para tu calidad de la vida diaria. Si no tomas la dosis adecuada, además del aumento de peso, podrías padecer síntomas adicionales, como la depresión o la hinchazón de tu piel.

  2. 2

    Reduce la ingesta calórica con una dieta que funcione para ti y que sea aceptada por tu médico. Apégate a los carbohidratos complejos como los panes de grano entero y los cereales. Estos se digieren y se absorben más lentamente que los carbohidratos simples como el pan blanco o la pasta. Come seis comidas pequeñas por día a fin de evitar comer en exceso, ya que el aumento de calorías puede hacerte ganar peso.

  3. 3

    Haz ejercicio diariamente. Sigue un plan de ejercicios y apégate a él. Crea un programa que funcione para ti y síguelo rigurosamente.

  4. 4

    Continúa visitando a tu médico mientras pierdes peso y tu cuerpo se adapta a las dosis de los suplementos. A medida que pierdes peso, tu cuerpo podría requerir menos suplementos hormonales por lo que deberás asegurarte de tomar siempre la dosis correcta en el horario estipulado.

Consejos y advertencias

  • Si te sientes deprimido, débil, o con mucho sueño, debes consultar a tu médico inmediatamente, ya que estos son signos de que el suplemento hormonal es muy bajo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles