Cómo hacer pezuñas de reno para un disfraz

Escrito por mark keller | Traducido por ileana sosa
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer pezuñas de reno para un disfraz
El reno es un ungulado artiodáctilo con pezuñas divididas en dos. (Two Spitsbergen's Reindeer image by Bartez from Fotolia.com)

No hay disfraz de reno que esté completo sin un par de pezuñas. A pesar que puedes hacer trampa y hacer algo rápido con poca calidad de gomaespuma, con un poco de esfuerzo adicional puedes hacer un calzado de alto nivel y obtendrás mejores resultados. Hacerlas y que se vean realistas puede llevar un difícil proceso, ¡pero el esfuerzo vale la pena!. Haciendo moldes en resina con poliéster puedes hacer que tus pezuñas se vean extremadamente realistas y que sean muy duraderas. Agrega algo de relleno y un poco de piel sintética ¡y tus piernas serán indistinguibles a las de un ungulado real!

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Tubo plástico
  • Fuente de calor
  • Zapatos de suela gruesa
  • Taladro
  • Tornillos
  • Arcilla
  • Yeso
  • Resina de poliéster
  • Equipo de protección
  • Pintura acrílica
  • Pincel
  • Material de relleno
  • Piel sintética

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Corta un tubo plástico de un diámetro aproximadamente del ancho de tu pie diagonalmente a unas pocas pulgadas (cm) del borde. Haz un corte derecho a la misma distancia más abajo del tubo para obtener dos piezas plásticas vagamente semejantes a dos pezuñas. Cortalo a lo largo hacia el lado más estrecho, y caliéntalo hasta que sea lo suficientemente maleable como para doblarlo hacia afuera. Endereza los bordes hasta que el tubo forme una U, más alto y angular en el medio, como una pezuña real. Repite los pasos con la segunda pieza para construir las dos pezuñas simultáneamente.

  2. 2

    Pon el prototipo de pezuña plástica sobre tu zapato y marca el lugar donde la esquina más baja de ambos lados se toca con la suela del zapato. Taladra agujeros en la suela horizontalmente en estos lugares previamente marcados y también en el plástico, así ambas partes pueden ser unidas con tornillos.

  3. 3

    Modela la pezuña en arcilla sobre el plástico. Usa una fotografía de alta definición para tener como referencia. Agrega una hendidura en el medio, donde la pezuña esta dividida y texturiza toda la superficie tan realista como sea posible.

  4. 4

    Haz un molde de yeso de la pezuña. Mezcla el yeso en polvo siguiendo las indicaciones del paquete y aplícalo sobre el frente de arcilla, asegurándote que tenga al menos una pulgada (2,54 cm) de grosor. Saca la arcilla una vez que el yeso esté seco y remuévelo de la base plástica.

  5. 5

    Moldea la pezuña final en resina de poliéster, colocándola entre el molde de yeso y la base plástica. Sigue las instrucciones en el paquete. Trabaja en un lugar bien ventilado, preferentemente con un ventilador encendido, o usa una máscara de oxígeno.

  6. 6

    Rompe el molde de yeso una vez que la resina esté lista, y quita cualquier resto que haya quedado en las hendiduras de la pezuña. Lija la superficie para poder pintarla. Rellena cualquier burbuja de aire entre la base plástica y la pezuña de resina con más resina de poliéster. Vuelve a taladrar los agujeros en las esquinas así atraviesan la resina.

  7. 7

    Pinta las pezuñas terminadas con pintura acrílica. Dales una mano sólida de pintura negra, y continúa con varias más cada vez menos espesa, utilizando menos pintura. La última mano debe ser aplicada con el pincel casi seco. Esta técnica ayuda a darles un aspecto más realista.

  8. 8

    Atornilla las pezuñas a los zapatos. Rellena la parte superior para crear una leve inclinación hacia tus canillas, y cubre tus pies con piel sintética para completar el look.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles