Tengo picazón en los muslos cuando corro

Escrito por lauren whitney | Traducido por fernando rosas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Tengo picazón en los muslos cuando corro
Las piernas que pican pueden distraerte de tu carrera. (John Foxx/Stockbyte/Getty Images)

Pocas cosas menoscaban una buena carrera más que una molestia. Si tu picazón en las piernas estropea tu carrera la causa podría ser cualquiera, desde una reacción alérgica a la expansión de los capilares. La piel reseca y el sarpullido por calor también pueden causar comezón desesperante cuando corres. Afortunadamente, sólo una de las causas de este síntoma irritante puede requerir la atención de un médico, las demás suelen desaparecer con el auto-tratamiento.

Otras personas están leyendo

Alergias al ejercicio

Aunque la mayoría de las personas con alergias reacciona a determinados alimentos o estímulos ambientales, otras desarrollan reacciones a los procesos naturales de sus cuerpos. Si empiezas a tener urticaria en el tronco y los muslos cuando corres, es posible que tengas una alergia relacionada con el ejercicio. La picazón acompañada de ronchas planas esparcidas al azar a través de las zonas afectadas de la piel son probablemente colmenas, aunque tu médico te lo puede decir a ciencia cierta. Aunque las alergias por ejercicio suelen causar poco más que algo de comezón irritante, mantente alerta a los signos de una reacción alérgica más grave, a la que los médicos llaman anafilaxia inducida por ejercicio. Los síntomas asmáticos, náuseas o sensación de opresión en la garganta significan que debes dejar de correr inmediatamente y buscar atención médica.

Circulación

Los corredores y caminantes más nuevos pueden experimentar una sensación de profunda e intensa picazón en sus muslos cuando practican éstos deportes por primera vez, sobre todo si tienen exceso de peso. Si esto describe tu picazón, probablemente estás sintiendo los resultados de los capilares de tus piernas abriéndose completamente. Meses o años de vida sedentaria permiten que estos pequeños vasos sanguíneos crezcan laxos, se compriman y se expandan de regreso a la actividad. El aumento del flujo sanguíneo provoca una sensación de hormigueo y picazón que se siente un poco como "alfileres y agujas" en un miembro adormecido. A medida que tu cuerpo se acostumbre a su estado más activo, notarás menos picazón.

Sarpullido por calor

Las glándulas sudoríparas pican y se inflaman cuando no pueden liberar sudor, formando un campo de pequeños puntos rojos en la piel. Esta condición irritante, pero inofensiva tiene muchos nombres - sarpullido por calor, por sudor o espinas por calor - pero sus efectos pueden ser una molestia cuando estás tratando de centrarse en tu carrera. Las glándulas sudoríparas que trabajan demasiado o se bloquean se vuelven propensas a la erupción de calor, así que evítalo con el uso de ropa suelta y reduciendo la fricción entre las partes móviles, como los muslos y las axilas.

Piel reseca

La piel seca pica cuando la combinas con sudor salado. Si eres un corredor de invierno o vives en un clima árido, eres más propenso a sentir picazón por piel seca. Las duchas adicionales que tomas después de los entrenamientos también contribuyen a la resequedad durante todo el año y en cualquier clima. Puedes prevenirlo con cremas hidratantes sin fragancia y jabones. Una película delgada de aceite vegetal también sirve para conservar la humedad intrínseca de la piel y protegerla de un ambiente árido.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles