Las píldoras de arándano y el embarazo

Escrito por jessica benzaquen | Traducido por barbara obregon
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Las píldoras de arándano y el embarazo
Los arándanos y el jugo de arándano pueden ser beneficiosos durante el embarazo. (cranberries image by Patrick Moyer from Fotolia.com)

Según la Asociación Estadounidense del Embarazo, las infecciones de las vías urinarias ocurren más comúnmente durante el embarazo que de otra manera debido a los cambios en el tracto urinario. A medida que el útero crece, pone un mayor peso en la vejiga, lo que podría bloquear el drenaje de orina causando una infección. Algunas mujeres han promocionado tanto el jugo de arándano y las píldoras como un remedio casero eficaz para las infecciones urinarias. Habla con tu médico si este es un tratamiento seguro para ti durante tu embarazo.

Otras personas están leyendo

Pastillas de arándano

Dr. Lynn Stothers, en el "Canadian Journal of Urology" en 2002, estudió a 50 mujeres no embarazadas e informó que la toma de dos píldoras de arándano al día disminuye las ITU en más del 50 por ciento al año, además esto disminuye el uso de antibióticos. Sin embargo, la investigación específica a las píldoras de arándano y no al jugo o a la fruta, en las mujeres embarazadas es limitada. Un examen de 2009 por el noruego investigador CS Nergård no hace ninguna distinción entre las pastillas y el jugo, pero Nergård escribe que los arándanos no deben utilizarse durante el embarazo y la lactancia debido a la falta de información. Los investigadores en una revisión de 2008 en el "Canadian Journal of Clinical Pharmacology" son de la opinión contraria. Tampoco hacen distinción entre las pastillas y el jugo, pero informan que no hay evidencia directa de daño a la madre o al feto como consecuencia de el consumo de arándanos durante el embarazo y por lo tanto consideran este tratamiento para las infecciones urinarias durante el embarazo como una opción valiosa.

Contradicciones de seguridad

MedlinePlus, por su parte, sugiere que evites los suplementos que contienen los productos de arándano, ya que no hay investigaciones sobre la seguridad de las píldoras durante el embarazo y la lactancia. Sin embargo, tanto MayoClinic.com y el informe de la Asociación Americana de Embarazo reporta que los arándanos y el jugo son seguros durante el embarazo o la lactancia. Debido a estas recomendaciones contradictorias, es aconsejable consultar a tu médico antes de suplementar tu dieta con arándanos cuando estás embarazada.

Prevención y tratamiento

Existen métodos seguros para prevenir infecciones urinarias durante el embarazo. Estos incluyen beber mucha agua, orinar tan pronto como sientas la necesidad, orinar antes y después del coito, la limpieza de adelante hacia atrás y usar ropa interior de algodón.

El tratamiento más recomendado para las infecciones urinarias durante el embarazo es con antibióticos. Tu médico puede elegir un antibiótico que sea seguro para ti y tu bebé.

Consideraciones

El arándano puede interactuar con algunos medicamentos recetados. Puede aumentar la duración de la warfarina, un anticoagulante que retarda la coagulación de la sangre, en el cuerpo, dando lugar a un aumento del riesgo de aparición de moretones y sangrado. Si estás tomando un medicamento que es descompuesto por el hígado, el arándano puede disminuir la rapidez con que el hígado descompone el medicamento. Hablar con tu médico antes de consumir arándano ayudará a que sepas si es una opción segura para ti.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles