Cómo hacer una pizza de pollo con salsa blanca

Escrito por lana bradstream | Traducido por alejandra rojas
Cómo hacer una pizza de pollo con salsa blanca

Las pechugas de pollo combinan bien con la pizza blanca.

chicken lean meat image by Maria Brzostowska from Fotolia.com

La pizza no tiene que llevar la tradicional salsa de tomate para ser deliciosa. Una pizza que lleve una salsa blanca es normalmente llamada pizza blanca. Puedes ordenar una pizza blanca con pepperoni en las pizzerías que la tienen como opción o crear tu propia pizza con las cubiertas populares de pollo, cebolla y hongos. El resultado es una deliciosa pizza que hará a las personas regresar por más. Es probable que no queden sobras en tu refrigeradora y si quedan no será por mucho tiempo.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Molde para pizza
  • Aerosol antiadherente
  • 1 lata de masa refrigerada para pizza
  • Sartén
  • 2 cucharadas de aceite de oliva dividido
  • 1/2 libra (226 g) de pechuga de pollo cruda en cubos
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • 2 cebollas medianas blancas en rodajas finas
  • 12 onzas (340 g) de hongos enlatados
  • 4 dientes de ajo picados
  • 3/4 de taza de caldo de pollo
  • 1/2 taza de crema de leche
  • 2 cucharadas de perejil
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1/2 cucharadita de pimienta
  • 1 taza de queso mozzarella rallado
  • 1 taza de queso parmesano en polvo

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Precalienta tu horno a 400 grados Fahrenheit (204 grados Celsius). Rocía el molde de la pizza con aerosol antiadherente.

  2. 2

    Saca la corteza de la pizza de la lata. Estírala para que se ajuste al molde. Si es una rectangular, moldéala para que calce.

  3. 3

    Hornéala de 11 a 14 minutos o hasta que se dore. Retírala del horno.

  4. 4

    Calienta 1 cucharada de aceite de oliva en la sartén. Agrega el pollo y cocínalo hasta que esté dorado. Retira el pollo y colócalo a un lado.

  5. 5

    Agrega el resto del aceite y la mantequilla en la sartén. Agrega las cebollas, hongos y el ajo. Cocínalo hasta que las cebollas estén tiernas.

  6. 6

    Vierte el caldo de pollo y llévalo a ebullición. Hiérvelo hasta que la mitad del líquido se haya evaporado. Reduce el calor para que hierva a fuego lento.

  7. 7

    Vierte y revuelve la crema de leche, la sal, la pimienta, el perejil y el pollo. Hiérvelo hasta que el líquido se espese.

  8. 8

    Rocía la corteza con ambos quesos.

  9. 9

    Vierte la mezcla de pollo sobre los quesos.

  10. 10

    Hornea la pizza por 10 a 12 minutos o hasta que se derrita el queso.

Consejos y advertencias

  • Es muy sencillo que se queme la corteza. Asegúrate de vigilarla mientras está en el horno.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2015 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media