Cómo saber si una planta se está muriendo

Escrito por gail delaney | Traducido por francisco langner
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo saber si una planta se está muriendo
Las plantas mueren si no hay agua. (Thinkstock/Comstock/Getty Images)

Si tu planta se está marchitando, pero no sabes por qué, revisar algunas cosas pueden ayudar a determinar la causa del mal estado de tu planta. Al saber cuál es tu planta y las condiciones que requiere para crecer sanamente, tal vez puedas salvarla a tiempo. Si el daño es muy grande, entonces puede que tengas que comprar otra planta.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Verifica si en la tierra hay mucha agua introduciendo un dedo alrededor de 3 cm. La tierra que está demasiado húmeda y no ha tenido la oportunidad de secarse entre cada riego ahogará a tu planta. Si la tierra está muy húmeda y tu planta está en una maceta, remueve a la planta con la mayoría de la tierra húmeda y trasplántala a una maceta con tierra seca. Si se deja crecer en tierra húmeda, las raíces y/o el tallo empezarán a pudrirse. Si la tierra está demasiado seca, riégala un poco. Esto debería hidratarla y mejorar su apariencia.

  2. 2

    Determina la cantidad de luz que recibe tu planta. Si tu planta requiere de poca luz o es de sombra, morirá si se planta en un lugar soleado. El sol puede causar quemaduras a las plantas. También, si tu planta requiere de un lugar soleado, pero la tienes en un lugar sombreado, la planta carecerá de fotosíntesis. Las hojas pueden parecer flácidas o marchitas, o puede que se tornen amarillas. También puede que la planta no de brotes nuevos.

  3. 3

    Revisa si en las hojas hay plagas como pulgones, ácaros u otros insectos. Algunos insectos cavan dentro de la corteza del árbol o planta, así que inspecciona esta área para ver si hay hoyos o filtraciones de sustancias pegajosas. Si ves telarañas, incrustaciones o pieles de insectos en la parte trasera de las hoja, entonces tienes un problema de plagas. Coloca un pedazo de papel blanco detrás de la hoja tápala. Si la hoja se mancha de puntos rojos indica que hay ácaros. Rocía a la planta con un insecticida. Lee la etiqueta o pregúntale al empleado de donde comprarás el insecticida, cuál insecticida usar, para que no mates a tus plantas usando un insecticida incorrecto. Mezcla y aplica de acuerdo a las instrucciones. Prepara tu propio insecticida mezclando en un galón de agua (3,7 litros) y dos cucharadas de jabón líquido. Viértelo en un aspersor y rocía a la planta. También, revisa la tierra de tu planta si es que está plantada en una maceta. Si los insectos salen de la tierra cuando se riega, toma la planta o la maceta, y sumérgelas completamente en una cubeta llena de agua. Déjalas sumergidas de 20 a 60 minutos. Los insectos en esa tierra se ahogarán.

  4. 4

    Inspecciona tus plantas para ver si tienen signos de enfermedad como hojas amarillas, puntos de colores u hoyos. Si cualquiera de las plantas empieza a tener problemas durante los climas fríos y húmedos, puede que sean hongos los del problema. Separa a las plantas enfermas y aplícales un fungicida. No pongas tus plantas enfermas en un compostero, pues la enfermedad no se detendrá, sino que se esparcirá.

Consejos y advertencias

  • Si tu o alguno de tus vecinos usó un herbicida y había viento ese día puede ser que haya afectado a tu planta.
  • Habla con los encargados del medio ambiente de tu localidad, ellos pueden decirte qué tipos de bichos hay o el tipo de enfermedad que tienen tus plantas, y recomendarte un tratamiento adecuado.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles