Políticas de mantenimiento y la curva en forma de bañera

Escrito por jared lewis | Traducido por aldana avale
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Políticas de mantenimiento y la curva en forma de bañera
Las curvas en forma de bañera se utilizan generalmente en aplicaciones de ingeniería. (Digital Vision./Digital Vision/Getty Images)

La curva en forma de bañera se utiliza principalmente en ingeniería para describir el proceso mediante el cual los componentes de ingeniería fallan. La curva puede también tener otras aplicaciones fuera de la ingeniería, pero ese es el campo principal en el cual se utiliza. La curva hace referencia a la tasa de falla de varios componentes en relación al tiempo. Esto generalmente se expresa en relación al número de horas en que el componente ha estado en servicio.

Otras personas están leyendo

Teoría

La teoría de la curva en forma de bañera es más una analogía que una teoría, pero a menudo se la describe en términos más teóricos. La tasa de decaimiento o falla con la cual los componentes de ingeniería aparecen está vinculada a la curva del interior de una bañera típica. En la primera fase de la implementación del sistema la tasa de falla disminuye notablemente con el tiempo porque cualquier falla inicial o problema es superado con una solución. Durante la siguiente fase, el fondo de la curva en forma de bañera, la tasa de falla se vuelve más constante sobre el curso del tiempo a medida que los componentes del sistema están en relativamente buena forma. Hacia el final de su duración, la curva nuevamente asciende de forma pronunciada, como la pared de la bañera, ya que la falla aparece en una tasa aumentada. Esto es similar a un automóvil viejo que tiene un problema tras otro más viejo que le sigue.

Anticipación

La teoría de la bañera se puede utilizar en firmas de ingeniería y otras empresas para anticipar problemas que se podrían desarrollar. Al hacerlo se puede crear la oportunidad de anticipar estos problemas de ante mano y con la rapidez con la que aparecen. Esto le permite a las empresas tener la oportunidad de tener un amplio plantel u otros recursos a mano para atacar los problemas de forma proactiva a medida que aparecen o antes de su aparición. Esto puede ayudar a eliminar costos adicionales a largo plazo. El mantenimiento organizado a intervalos regulares ayudará a eliminar problemas de mantenimiento inesperados.

Solución de problemas

Anticipar problemas sólo es posible a un grado. Hay probabilidad de que surjan problemas inesperados a largo plazo. Aunque la teoría de la curva en forma de bañera se mantiene correcta estos problemas pueden ocurrir de forma un poco constante o al menos a una tasa menor por la parte media de la vida de un sistema. A medida que el problema aumenta, se tiene que resolver a tiempo para que no comiencen a acumularse problemas adicionales y se haga una bola de nieve sin control. Tener políticas de mantenimiento establecidas para asegurar la finalización oportuna de los problemas evitará que esto ocurra.

Reemplazo

En algún punto, la cantidad de dinero gastada manteniendo los equipamientos mecánicos y de otros tipos tendrá mayor peso sobre el costo de reemplazo. Además, el número de problemas que aparecen lo harán en una tasa en aumento, lo que hace que sea difícil encarar un mantenimiento preventivo y de rutina. Esta curva final de la bañera representa el período en el cual las empresas deben decidir cuándo y cuánto mantenimiento debe continuar contra la sustitución a gran escala.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles