Lo positivo y lo negativo de unirse a la milicia

Escrito por liz frazier | Traducido por verónica sánchez fang
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Lo positivo y lo negativo de unirse a la milicia
Los enlistados en el ejército recitan el juramento de enlistamiento en frente del monumento a Jefferson. (Win McNamee/Getty Images News/Getty Images)

En general, la mayoría de los miembros del servicio permanecen en las fuerzas armadas --Ejército, Armada, Fuerza Aérea y la Infantería de Marina-- sólo durante la duración del alistamiento, mientras que algunos optan por permanecer un máximo de 20 años y luego retirarse. Un período de servicio en el ejército ofrece muchas ventajas y algunos inconvenientes para el personal alistado. Tener en cuenta los aspectos positivos y negativos antes de unirte es esencial para evitar lamentarte después del hecho.

Otras personas están leyendo

Nuevas habilidades

Todos los miembros del servicio tienen un trabajo y, después de graduarse en el campo de entrenamiento, asisten a un entrenamiento avanzado para prepararse para ese trabajo. Durante este tiempo, reciben una formación de calidad que rivaliza con las mejores escuelas de formación profesional en áreas tales como la reparación de soldadura electrónica y mecánica automotriz. Es más, mientras que los estudiantes civiles pagan miles de dólares por las clases de formación profesional, la milicia paga a sus soldados para asistir. Además, si los miembros del servicio optan por continuar sus operaciones militares fuera de servicio, no tendrán que cargar con las deudas de estudiante como lo hacen los estudiantes civiles.

Disciplina y dirección

Algunos reclutas se unen para desarrollar la disciplina o formar parte de una tradición. Los militares tienen reglas que controlan todo, desde cómo vestir a cómo caminar. En menor medida, el mundo civil tiene reglas y, sin embargo, después de un período en la vida militar, la vida civil parece mucho más libre en comparación. Además, los empleadores civiles están siempre en la búsqueda de empleados con disciplina.

Beneficios

Los beneficios ofrecidos por los militares también pueden desempeñar un papel importante en la decisión de unirse de un potencial recluta. Aunque los salarios militares son más bajos que sus equivalentes civiles, los militares tienen acceso a otros beneficios valiosos, tales como la atención de salud a bajo costo, viviendas de bajo costo y vuelos baratos en avión militar cuando haya espacio disponible. La verdadera joya de un paquete de beneficios de los militares, sin embargo, es el GI Bill, que cubre la matrícula educativa para veteranos y, en algunos casos, paga un estipendio mensual para libros y vivienda.

Peligros

La negativa más significativa de servir en las fuerzas armadas es que puede ser muy peligroso. Aunque todas las ramas tienen más posiciones no combativas que los puestos de combate, cada soldado, marinero, aviador o infante de marina debe estar preparado para atacar a las fuerzas enemigas directamente, por lo que el entrenamiento de armas se requiere para cada miembro de las fuerzas armadas. Incluso las llamadas posiciones traseras, que están supuestamente lejos de las líneas del frente, pueden ser atacadas; ningún trabajo es seguro.

Pérdida de libertad

Los supervisores militares tienen mucho más poder sobre la libertad personal que un empleador civil. En un trabajo regular, si te ausentas o llegas varias veces tarde al trabajo, tu jefe podría reprenderte o incluso despedirte. En el ejército, las ausencias y tardanzas frecuentes son cuestiones disciplinarias, y los superiores pueden tomar disciplina correctiva tal como hacer que el miembro del servicio trabaje extra, trabajo sin goce de sueldo o incluso servir tiempo en la estacada.

Tiempo lejos de la familia

Por último, la vida en el ejército también implica despliegues largos y difíciles no solo para el militar, sino también para que la familia vuelva a casa. Para ayudar a aliviar parte de este esfuerzo, las organizaciones como el Grupo del ejército y de la Flota de Preparación Familiar de la Marina y el Programa de Apoyo a la Familia prestan servicios a personas dependientes al volver a casa, tales como cursos de gestión financiera y terapia de pareja.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles