Precauciones anticoagulantes

Escrito por elizabeth hamilton | Traducido por vanesa sedeño
Precauciones anticoagulantes

Toma la dosis exacta de anticoagulante prescrita por tu médico para garantizar un tratamiento eficaz y con mínimas complicaciones.

pills and pill bottle image by Effie White from Fotolia.com

Los medicamentos conocidos como anticoagulantes o diluyentes de la sangre previenen la formación de coágulos sanguíneos, ya que controlan la velocidad con que se producen esos coágulos dentro de los vasos sanguíneos. Los anticoagulantes no disuelven los coágulos de sangre, pero pueden evitar que aumenten su tamaño. Existen muchos factores que afectan el funcionamiento de los anticoagulantes. Toma la dosis exacta prescrita por tu médico para garantizar un tratamiento eficaz y con mínimas complicaciones.

Otras personas están leyendo

Evita cualquier lesión

La Agencia para la Investigación y Calidad de la Salud recomienda evitar actividades y deportes que puedan causar lesiones mientras estás tomando medicina anticoagulante. Por ejemplo, quienes toman esta medicación deben ejercitar con cuidado, evitando cualquier elemento punzante que pueda causar sangrado como cuchillos, tijeras o navajas. Otras precauciones diarias que deben tomar para disminuir la posibilidad de lesionarse incluyen el uso de un cepillo de dientes suave, el uso de hilo dental encerado y usar zapatos en todo momento para caminar en el exterior o zapatillas dentro de tu casa. Una mala caída o un golpe fuerte, sobre todo en la cabeza, requiere atención médica inmediata; la lesión puede parecer menor, pero puede causar una hemorragia interna, incluso si hay sangrado visible.

Consideraciones alimenticias

Según la clínica Cleveland, grandes cantidades de alimentos ricos en vitamina K pueden cambiar la forma en que funciona un anticoagulante. La gran cantidad de vitamina K puede contrarrestar la medicación. En otras palabras, la vitamina K tiende a coagular la sangre. Por eso debes limitar los alimentos ricos en vitamina K a una porción de media taza o un tercio de onza (268 gramos) por día para prevenir un cambio indeseable en la medicación. Los alimentos ricos en vitamina K incluyen el té verde, hígado de res, aceite de soja, tofu, brócoli, col de Bruselas, repollo, coliflor, garbanzos, col rizada, lechuga, hojas de nabo, algas y espinacas.

Detalla todos los medicamentos

Los anticoagulantes pueden interactuar con una amplia variedad de medicamentos, como las medicinas prescritas, de venta libre, vitaminas y productos con hierbas, de acuerdo con la Agencia para la Investigación y Calidad de la Salud. Tomar otros medicamentos junto con un anticoagulante puede modificar la forma en que funcionan los diluyentes de la sangre y el anticoagulante también puede modificar la forma en que funcionan las otras medicinas. Por lo tanto, consulta con tu médico acerca de todos los medicamentos o vitaminas que estés consumiendo para prevenir posibles interacciones.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media