Cómo preparar aceites esenciales sin un alambique

Escrito por axl j. amistaadt | Traducido por irene cudich
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo preparar aceites esenciales sin un alambique
Puedes preparar tú mismo tus aceites esenciales. (Thinkstock Images/Comstock/Getty Images)

Los aceites esenciales se han utilizado tanto por sus fragancias como por sus aplicaciones medicinales y cosméticas durante miles de años. Crecen cantidades enormes de plantas aromáticas naturalmente en todo el mundo y la mayoría pueden brindar sus aceites esenciales aromáticos. Si bien las preparaciones comerciales son fácilmente de obtener, son bastante costosas. Sin embargo, tú puedes hacer este aceite esencial fragante de limón mentolado, y ni siquiera necesitas un alambique. Usa la misma técnica y experimenta con otras flores, hierbas y especies para crear tus aromas únicos.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Mortero
  • Un tarro limpio de un cuarto (950 ml) de vidrio con una tapa hermética
  • 1 1/4 tazas de aceite de oliva, aceite de sésamo, aceite de canola o aceite de cártamo
  • Una fuente de vidrio
  • Estopilla o muselina
  • 1 taza de pétalos frescos de la flor de hierba luisa, divida en dos partes
  • 1/2 taza de hojas frescas de menta, dividida en dos partes
  • 1/2 taza de hojas frescas de melisa, dividida en dos partes
  • 1/4 de taza de nuez moscada molida, dividida en dos partes
  • 1/2 taza de corteza de limón, dividida en dos partes
  • Botellas de vidrio oscuro con tapa hermética o con tapón

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Vierte el aceite de oliva, de sésamo, de canola o de cártamo dentro del tarro de un cuarto (950 ml).

  2. 2

    Usa el mortero para moler las hojas de menta y de melisa. Agrega la mitad de las hojas trituradas y los pétalos de la flor de hierba luisa en el tarro de aceite. Agrega la mitad de la nuez moscada y de la corteza de limón. Revuelve bien para que se mezclen todos los ingredientes.

  3. 3

    Tapa herméticamente el tarro. Colócalo en una repisa muy luminosa, que le dé mucho el sol, durante por lo menos 48 horas. Agita suavemente el tarro cada 8 horas.

  4. 4

    Filtra el contenido del tarro a través de una estopilla o de una muselina dentro de un a fuente de vidrio. Coloca la tela dentro de una fuente para apretar y recoger tanto líquido como sea posible de su contenido. Desecha el material de las plantas usadas.

  5. 5

    Vuelve a colocar el aceite en el tarro. Agrega la mitad restante de las hojas molidas de la menta, las hojas molidas de melisa, los pétalos de flores, la nuez moscada y la corteza de limón. Repite los pasos 3 y 4. El colado final da como resultado el aceite esencial de limón mentolado.

  6. 6

    Vierte tu fragante aceite esencial dentro de botellas de vidrio oscuro. Ciérralos herméticamente y guárdalos de 6 a 12 meses en un lugar fresco, seco y oscuro.

Consejos y advertencias

  • El mejor momento para cortar las flores para preparar aceites esenciales es justo antes de que se abran por completo. También, puedes experimentar con otras flores. Elige una única variedad de flor, o combina dos que realmente te encanten. Algunas de las mejores opciones son la rosa, azahar, clavel, madreselva, lirio del valle, lavanda y jacinto.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles