Cómo preparar la berenjena

Escrito por alice stewart | Traducido por alejandra rojas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo preparar la berenjena
Las berenjenas contienen abundancia de vitaminas A, B y C, así como fibra dietética. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

La berenjena es un vegetal morado oscuro y un miembro de la familia de la dulcamara. Tiene una piel gruesa y un centro carnoso que contiene varias pequeñas semillas comestibles. Las berenjenas pueden freírse, asarse u hornearse y se utilizan en una variedad de platillos como ratatouille, baba ganoush y los curries hindúes. La berenjena necesita una preparación cuidadosa antes de cocinarse, de lo contrario puede absorber exceso de aceite y producir unos jugos amargos desagradables que arruinarían los platillos.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Limón
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Cedazo

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Selecciona las berenjenas que desees preparar. Deben tener un color morado oscuro y ser firmes al tacto sin abolladuras o marcas sobre la piel. Las berenjenas pequeñas que son maduras y más pequeña que 8 pulgadas (20 cm) de largo son menos probables de producir jugos amargos y por lo tanto no requieren de sal. Si no estás seguro, sigue los Pasos 2, 3, 4 y 5 para salarlas y prepararlas.

  2. 2

    Coloca la berenjena en una tabla de cortar. Corta la berenjena a la mitad longitudinalmente. Si vas a freírla o asarla puedes dejarle la piel, pero si vas a hornearla retira la piel con un cuchillo. Continúa cortando cada mitad de la berenjena en trozos pequeños que tengan un tamaño aproximadamente de 1 a 2 pulgadas (2 a 5 cm).

  3. 3

    Coloca el cedazo sobre un tazón grande y coloca los trozos de berenjena en la misma. Parte el limón a la mitad y sácale el jugo sobre la berenjena, esto ayudará a prevenir que se ponga marrón.

  4. 4

    Mide 1 cucharadita de sal por cada berenjena mediana que estés preparando. Distribuye uniformemente la sal sobre los trozos de berenjena. Déjala reposar en el cedazo por 30 minutos para que los jugos amargos escurran.

  5. 5

    Retira el cedazo del tazón. Deja correr agua del chorro sobre los trozos de berenjena para lavarle la sal. Déjala secar por 10 minutos o sécala suavemente con una toalla de papel para eliminar cualquier exceso de humedad.

  6. 6

    La preparación está completa y la berenjena está lista para freírse, hornearse y asarse.

Consejos y advertencias

  • Cuando la frías siempre asegúrate de que el aceite esté burbujeante de caliente antes de poner la berenjena en la sartén. Esto te ayudará a prevenir que se absorba el exceso de aceite.
  • La berenjena puede ser marinada con cilantro o ajo para crear un platillo más sabroso.
  • Utiliza menos sal en el platillo cuando cocines, ya que la berenjena absorbió algo de la sal de tu preparación.
  • Un cuchillo sólo debe ser utilizado por adultos responsables.
  • Cuando cortes la berenjena siempre posiciona la hoja del cuchillo lejos de ti.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles