Cómo prepararse para una rinoplastia o cirugía de la nariz

Escrito por ehow contributor | Traducido por natasha gonzález
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo prepararse para una rinoplastia o cirugía de la nariz
Prepararse para una rinoplastia. (Stockbyte/Stockbyte/Getty Images)

En una cirugía de nariz, la forma y las dimensiones de la nariz se modifican para mejorar la apariencia general. Los mejores candidatos para una cirugía de nariz son las personas que gozan de una buena salud, tanto física como emocionalmente, y que tienen expectativas realistas sobre lo que dicha cirugía puede lograr.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Vendajes y gasas
  • Medicinas homeopáticas
  • Refrigerios
  • Fotos de personas cuyas narices te gusten
  • Agenda o cronograma
  • Un pastillero
  • Jabón antibacterial
  • Un termómetro

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Preparación para una rinoplastia

  1. 1

    Conversa con tu cirujano sobre los resultados que te gustaría obtener. Muéstrale fotos de narices que te gusten.

  2. 2

    Pídele a tú médico una lista que contenga todos los medicamentos contraproducentes que debes evitar. En líneas generales, antes de someterse a una rinoplastia, se les recomienda a los pacientes no ingerir medicamentos como aspirina o antiinflamatorios.

  3. 3

    Almacena medicinas homeopáticas. Estas pueden ser útiles para reducir la inflamación y los moretones; antes de ingerirlas, asegúrate de conocer la opinión de tú médico. Puedes comprar medicinas homeopáticas en HerbalRemedies.com.

  4. 4

    Prepárate organizando un cronograma y compra un pastillero. Ambos elementos pueden ser muy útiles para ayudarte a recordar cuándo debes tomar tus medicamentos.

  5. 5

    Compra los artículos que necesites para garantizar tu bienestar y recuperación durante el período de reposo post-operatorio. Estos pueden incluir un termómetro, jabón antibacterial, vendajes y gasas.

  6. 6

    Compra muchos refrigerios o bocadillos para deleitarte mientras te recuperas. Asimismo, adquiere pajillas flexibles que te permitirán tomar líquidos sin dificultad.

  7. 7

    El día de la cirugía, usa un atuendo cómodo y holgado . Escoge una camisa o blusa de botones que sea fácil de remover antes de la operación y fácil para ponértela después de la cirugía.

  8. 8

    Consigue ayuda. El día de la rinoplastia, pídele a alguien que te lleve de tu casa al hospital y viceversa. De igual forma, pídele a un amigo o familiar que te acompañe durante los días que siguen a la operación.

Consejos y advertencias

  • Asegúrate de que tu cirujano esté completamente informado de todos los detalles de tu salud, ya que esto puede ayudar a que la operación proceda sin ninguna complicación. Informa a tu médico si ya te has hecho una rinoplastia o si te has lesionado la nariz, así haya sido hace mucho tiempo. Dile a tú cirujano de cualquier dificultad respiratoria o si padeces de alguna alergia. De igual forma, no olvides de mencionarle si estás siguiendo algún tratamiento, tomando algún medicamento, vitaminas o si consumes alguna droga. Por último, hazle saber si eres fumador.
  • Con respecto a las cicatrices, cuando una rinoplastia se realiza desde el interior de la nariz no quedan cicatrices visibles. Sin embargo, pequeñas cicatrices pueden aparecer en la base de la nariz, cuando se utiliza una técnica "abierta" o cuando la cirugía se realiza a través de los orificios nasales. Por lo general, éstas no son visibles.
  • Es importante ser consciente de los riesgos que se corren al someterse a una cirugía de nariz. Puedes sufrir una infección, sangrar de la nariz o tener una reacción negativa a la anestesia.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles