Presentación de gastos no deducibles en los estados financieros auditados

Escrito por david barnes | Traducido por morena parras
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Presentación de gastos no deducibles en los estados financieros auditados
Los gastos no deducibles son parte de todos los estados financieros. (Medioimages/Photodisc/Photodisc/Getty Images)

La presentación de los gastos no deducibles en los estados financieros depende de la base de la contabilidad en la que se preparan dichos estados, y no en si los estados financieros son auditados o no. La presentación de estados financieros puede basarse en cualquiera de los Principios de Contabilidad Generalmente Aceptados, o GAAP (por sus siglas en inglés), o en una de las Otras Bases Comprensivas de Contabilidad, u OCBOA (por sus siglas en inglés). Los estados financieros auditados también puede ser basados en GAAP u OCBOA.

Otras personas están leyendo

Gastos no deducibles

Para efectos contables, los gastos no deducibles en un negocio son gastos legítimos, pero no se aceptan como deducciones de los ingresos brutos en la declaración de impuesto sobre actividades económicas. Por ejemplo, los gastos del Servicio de Rentas Internas, penalidades del gobierno estatal y los gastos por intereses, ciertos pagos de primas de seguros de vida de los oficiales, las contribuciones políticas, ciertas multas, gastos relacionados con ingresos exentos de impuestos o gasto por impuesto sobre la renta federal, reducen el ingreso neto de los negocios, pero no reducen su base imponible.

Presentación GAAP

En los estados financieros preparados en base a las GAAP, específicamente en el Estado de Ingresos y Gastos, los gastos no deducibles no están separados de los otros gastos de negocios. Sin embargo, estos gastos no deducibles deben añadirse de nuevo a los ingresos netos en el cálculo del gasto por impuesto sobre la renta imponible. Ingresos devengados (ganados, pero aún no ha recibidos) y gastos devengados (recibidos pero no pagados) se presentan, incluyendo los gastos no deducibles devengados. Los activos y pasivos acumulados también están presentes en el balance y, cualquier provisión de un activo por impuesto diferido o responsabilidad también deben tomar en cuenta los gastos no deducibles. Un auditor puede probar estos cálculos de impuestos como parte de sus procedimientos de auditoría para determinar si las provisiones de impuestos se han presentado adecuadamente.

Presentación en la base de efectivo y base de efectivo modificado

La presentación de los estados financieros en la base de efectivo y base de efectivo modificado, son dos de las tres formas más comunes de los estados financieros OCBOA. Los estados financieros de base de efectivo presentan sólo el efectivo que entra y que sale durante el período. Los pagos en efectivo para gastos no deducibles se incluyen con todos los demás gastos en efectivo y no están separados. Los estados financieros de base de efectivo modificado acumulan activos y pasivos a largo plazo; los activos y los pasivos de corto plazo correspondientes a ese periodo actual no se presentan. Dado que los pasivos acumulados no deducibles son a corto plazo, no se encuentran en el Estado de Resultados ni en el Balance General. Los gastos no deducibles se revelan en las notas a los estados financieros para explicar por qué los registros contables de la empresa difieren de los estados financieros OCBOA.

Presentación en la base de impuestos

Los estados financieros presentados en la base de impuestos muestran sólo los ingresos, gastos, activos y pasivos que aparecen en la declaración de la renta empresarial. Por lo tanto, no se presentan los gastos no deducibles. Estos se revelan en las notas a los estados financieros, junto con todas las provisiones del balance no incluidos en la declaración de impuestos; para explicar las diferencias entre los registros contables de la empresa y los estados financieros básicos de impuestos. Los preparadores de impuestos pueden incluir el formulario M-1, con la declaración de impuestos de negocios para conciliar los registros contables de la empresa. En un estado financiero auditado, el auditor puede revisar el Formulario M-1 y las notas, para verificar que los estados financieros OCBOA presentan de forma razonablemente esta información.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles