Cómo presentarle un perro a tus pollos mascota

Escrito por ehow contributor | Traducido por eduardo moguel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo presentarle un perro a tus pollos mascota

Los pollos de patio se están convirtiendo en mascotas populares en todo el país !La gente tiene pollos en Chicago, Seattle, Missoula, Montana y hasta Nueva York! Resultan ser una gran adición a los jardines orgánicos, pues matan con felicidad a las orugas, producen toneladas de estiércol rico en hidrógeno y ponen deliciosos huevos. Tengo una parvada de cuatro gallinas en mi pequeño patio urbano y comparten pacíficamente su espacio con nuestro gran Labrador Retriever. Entrenar a un perro para que coexista con los pollos no es difícil, sólo toma un poco de tiempo y paciencia.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Construye un gallinero seguro y un pasillo cerrado para las gallinas, esto es importante hacerlo antes de que las presentes al perro de la familia. Hay planes para gallineros simples disponibles en línea en organicgaerdening.com. También puedes comprar uno en una tienda de alimentos o en el sitio Henspa (ver sección Recursos).

  2. 2

    Déjale en claro al perro que te agradan los pollos y que son parte de la familia, esto es clave para que tu perro aprenda a vivir con los pollos. El primer día, suéltalos en su pasillo seguro. Luego ponle una correa corta al perro y camina con el cerca del pasillo. Deja que olfatee alrededor del gallinero y pasillo y que investigue a las gallinas a través de la cerca. Si tu perro ataca o ladra a las gallinas, regáñalo con un firme "No". Repite este pasos dos veces al día de 3 a 5 días.

  3. 3

    Deja que el perro investigue a las gallinas (aún seguras en su pasillo) sin correa. Supervisa al perro y no le dejes que ladre, gruña o ataque a las aves. Elogia a tu perro profusamente cuando actúe con tranquilidad alrededor de las aves y dale una golosina (o dos). Repite este paso dos veces al día por otros 3 o 5 días, o hasta que el perro demuestre un comportamiento calmado constante cuando esté cerca de los pollos.

  4. 4

    Después de una semana o diez días de presentación separados, es hora de permitir que tu perro se acerque a ellos. Invita a tu cónyuge, a los miembros de tu familia o a tus vecinos que te ayuden con este paso. Ponle una correa corta al perro y llévalo al gallinero. Pide a otra persona que lo sostenga mientras cargas una gallina. Acaricia y habla con la gallina en un tono gentil y calmado durante unos minutos mientras tu perro les observa.

  5. 5

    Con una voz calmada, invita a tu perro a que se acerque a la gallina y la olfatee mientras la sostienes. De nuevo, no permitas que actúe agresivamente con la gallina (y prepárate para actuar si lo hace). Elogia a tu perro y dale golosinas si investiga al ave con gentileza. Luego, aléjate unos cuantos pies de él, pon la gallina en el suelo y deja que tu perro observe a la gallina vagar por el patio durante unos 5 minutos más o menos. Repite esta interacción con correa dos veces al día durante cinco días o hasta que se muestre calmado cuando está con los pollos.

  6. 6

    Una vez que te sientas confiada de que tu perro entiende que amas a tus pollos (y a él), puedes intentar dejar que interactúe con los pollos sin correa. Mantente cerca del perro y ten un correa a la mano. Elógialo cuando actúe de forma positiva con las gallinas y acarícialo ocasionalmente para que no sienta celos. Si el perro se aproxima agresivamente o le ladra a las gallinas, regáñalo con un firme "No". Repite estos encuentro supervisados diariamente hasta que te sientas cómodo dejando a los pollos y al perro juntos sin supervisión.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles