Principios del control de calidad

Escrito por john landers | Traducido por mike tazenda
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Principios del control de calidad
Los gerentes deben usar datos confiables al planificar y analizar un proceso de control de calidad. (Jupiterimages/Brand X Pictures/Getty Images)

Los principios del control de la calidad se refieren a los distintos conceptos que componen el programa de aseguramiento de la calidad de una organización. Estos programas proveen a los gerentes y al personal con la filosofía, la estructura y las estrategias necesarias para mejorar la entrega de servicios y productos. Muchos negocios siguen conceptos establecidos según los delineó la organización, como Seis Sigma, Gestión Total de la Calidad u Organización Internacional para la Estandarización (ISO por sus siglas en inglés).

Otras personas están leyendo

Foco en el cliente

Los clientes representan el flujo sanguíneo de cualquier organización. Ellos escogen a una compañía basándose en su habilidad para satisfacer sus necesidades de productos o servicios. Los negocios deben florecer continuamente para comprender los deseos de sus clientes. Las empresas emplean estrategias de foco en el cliente para mejorar la percepción de ellos, aumentar su participación en el mercado e incrementar las ganancias. Las firmas hacen uso de varias herramientas para cumplir estos objetivos, como encuestas de satisfacción del cliente o grupos focales. Éstos analizan datos y ejecutan acciones que hacen uso efectivo de los recursos limitados para obtener los resultados deseados.

Liderazgo

Los programas de aseguramiento de calidad exitosos tienen un liderazgo fuerte que inspira confianza. Un compromiso con la calidad comienza en la parte superior de los niveles de una organización: los dueños, directores, gerentes, líderes de equipo y personal de línea. Los líderes de la empresa demuestran unanimidad en cuanto a la visión, el curso de acción y el objetivo de calidad. Los gerentes y líderes de equipo comprenden la necesidad de crear un lugar de trabajo que se involucre en el proceso de calidad, y los líderes efectivos comunican exitosamente estas ideas a su personal.

Empleados

A menudo, los empleados poseen la creatividad para generar ideas que resuelven problemas, mejoran procesos y ahorran dinero a la empresa. El personal de línea debe avanzar hacia la mejora de la calidad y no sentirse intimidado por el proceso. Hacer que los empleados se involucren en los niveles bajos ha probado ser una técnica efectiva para recibir su compromiso. Las compañías efectivas comprenden las ventajas y establecen una prioridad en comunicar la importancia de las contribuciones del personal a sus programas de aseguramiento de la calidad. Además, las empresas proveen a los empleados de entrenamiento, recursos para asegurar que tengan las habilidades requeridas y herramientas para tomar responsabilidad por sus papeles en busca de la mejora de los objetivos de calidad.

Enfoque del proceso

El enfoque del proceso abarca a las actividades gerenciales y los recursos de la empresa como un proceso, lo cual lleva a una mayor eficiencia y efectividad. Este método se enfoca en cómo funciona un estándar en particular, el departamento o los atributos de proceso no importan. Se comienza identificando el proceso, definiendo los clientes internos y externos y cómo estos afectan la secuencia de flujo del proceso. El personal debe poseer las habilidades, recursos y contar con la información necesaria para soportar este proceso. Los pasos a tomar son medir, evaluar y hacer modificaciones, como parte de una filosofía de mejora continua.

Gestión del sistema

Los procesos interconectados requieren un enfoque de gestión abarcativo y ordenado. Este método mejora la efectividad y eficiencia, en la medida en que la organización se mueve hacia sus metas de mejora en la calidad. Además, los gerentes, supervisores y el personal se concentran sobre objetivos primarios y promueven la consistencia en lograr los resultados deseados. Las empresa también obtiene una mejor comprensión de sus capacidades e identifican sus limitaciones de recursos.

Mejora continua

Mejora continua significa contar con políticas y procedimientos para asegurar una evaluación constante de las actividades de la empresa y de su desempeño. Procesos, sistemas, productos y servicios están bajo evaluación permanente. Cada departamento y cada empleado se vuelve parte de un proceso continuo de evaluación. Una vez que una organización establece sus metas y objetivos, los gerentes imponen herramientas para revisar, medir y registrar el progreso.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles