Problemas en el motor Ford 3.0 litros

Escrito por shane scollins | Traducido por lucia g. cejas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

El Ford 3.0 litros V6 es uno de los motores más utilizados en la línea de Ford. Ha habido diversas formas de este diseño básico a través de los años. Cuando el Ford Taurus hizo su debut en 1986, tenía un motor V6 de nuevo diseño, ubicado debajo del capó. Ese fue el V6 3.0 litros Vulcano. El motor rápidamente se hizo conocido por su fiabilidad. Ford tomó esto en serio y comenzó a usar el 3.0 litros en cualquier coche o camión en donde encajara.

Otras personas están leyendo

Problemas en el Ford 3.0 litros V6

Algunos problemas comunes se asociaron con el motor V6 3.0 litros de Ford. En sus primeros años el motor era conocido por tener fugas en las juntas. El calentamiento normal y el enfriamiento del bloque del motor, haría que las juntas fallen, y que el refrigerante fuera absorbido por las cámaras de combustión. Esta condición podría causar una severa falla en el motor si no era capturada de inmediato. El problema fue abordado y corregido en los modelos de 1989, y no regresó.

También se sabe que en el 3.0 litros, el interruptor del ventilador de enfriamiento era un fracaso. El ventilador de refrigeración del radiador estaba equipado con un interruptor electrónico que se activaba cuando se necesitaba. Pero eso era un error y hace que el motor se sobrecaliente. Una condición potencialmente peligrosa, fue manejada por un eventual retiro silencioso, sustituyendo el interruptor y el cableado.

Tal vez el problema más peligroso relacionado con el motor V6 3.0 litros de Ford, fue el fracaso de la bomba de agua. El problema era conocido como un asesino silencioso porque había pocos signos externos de que cualquier problema estaba al acecho. La cuestión giraba en torno a los impulsores de la bomba de agua, y su eventual fracaso. Los impulsores se oxidaban con el tiempo y se deterioraban hasta el punto que ya no podía circular el refrigerante correctamente. El refrigerante se convertiría con el metal pesado, estancándose y, finalmente, hirviendo cuando el motor se caliente. Muchas veces el indicador de temperatura no respondería porque el líquido refrigerante que hierve a cabo el sistema era demasiado rápido para que el sensor de temperatura lo leyera. El fallo catastrófico del motor fue el resultado final de esta condición.

El único signo visible de que algo podría estar mal con la bomba de agua refrigerante es el color óxido. El líquido normalmente verde se convertía en marrón. Esta es una indicación de que los impulsores de la bomba de agua se están desmoronando. Dichas piezas de metal también eventualmente obstruyen el núcleo del calentador, causando una falta de calor en la cabina, y una sustitución del núcleo sería potencialmente costosa. Se recomienda que si el refrigerante es de color marrón, se cambie rápidamente. Si el refrigerante verde y nuevo rápidamente vuelve a ser marrón, es probable el colapso de los impulsores de la bomba de agua y podría ser un grave problema después de todo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles