Problemas de pie con arco alto

Escrito por andrea hermitt | Traducido por antonella iannaccone
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Problemas de pie con arco alto
Tus pies pueden estar en problemas. (Creatas Images/Creatas/Getty Images)

La mayoría de las personas clasifican sus pies como entre planos o arqueados. Pocas personas con arcos se dan cuenta si sus arcos son suficientemente altos como para causar problemas en los pies. En un pie normal se hay una brecha en la parte interior del pie donde el pie no se sienta en el suelo. Otros tienen un arco que es lo suficientemente alto como para ver bajo el pie. Un pie con arco alto también se llama un pie cavo o de arco muy alto. Hay varias condiciones relacionadas a tener alto arcos del pie.

Otras personas están leyendo

Identificación

Si los dedos parecen garras o el talón del pie se inclina hacia adentro, es probable que tengas un arco alto. Otra señal de alto arco del pie es callos en los dedos gordos del pie y los dedos meñiques. Una persona con un arco alto tendrá problemas para encontrar zapatos que le queden. Pueden tener dolor bajo sus arcos y sus pies pueden sentirse rígidos al final del día. Las personas con arcos altos tienden a obtener esguinces de tobillo con regularidad.

Causas

Los arcos del pie altos se heredan. Si los padres tienen un arco alto, hay una buena probabilidad de que sus hijos también lo harán. Los arcos altos también pueden ser causados ​​por problemas neurológicos que causan los cambios del tono muscular.

Problemas del pie

Tener un arco alto puede dar lugar a varios otros problemas con tus pies. Los tobillos apretados para mantener el equilibrio pueden causar los dedos en martillo o dedos en garra. Los callos en la parte inferior del pie en el balón, lateral y el talón del pie son comunes.

Otros problemas

Las personas con arcos altos son más propensas a calambres en las piernas durante el sueño. También tendrán dolor en la pantorrilla, la rodilla y la cadera.

Tratamiento

Los arcos del pie altos no necesitan ser tratados hasta que la persona comienza a experimentar problemas. Cuando esto sucede, los médicos pueden recetar aparatos ortopédicos o plantillas de apoyo y protección a los pies. Las almohadillas de silicona en los pies pueden aliviar la presión sobre los puntos dolorosos del pie. Un podólogo puede tratar los callos y callosidades causadas por un arco alto. La cirugía puede ser necesaria si el arco alto es causado por un problema neurológico y sigue en aumento.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles