Cómo se produce el ciclo del carbono en un frasco transparente

Escrito por john brennan | Traducido por pilar celano
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo se produce el ciclo del carbono en un frasco transparente
Si colocas algunas plantas y un caracol en un frasco transparente, tendrás una imagen simple del ciclo del carbono. (Ryan McVay/Lifesize/Getty Images)

El carbono viaja a través de los ecosistemas siguiendo un recorrido circular, que se denomina ciclo del carbono. Puedes presenciar esta sucesión de eventos tú mismo si construyes un ecosistema en miniatura dentro de un frasco u otro recipiente transparente y analizas qué ocurre. Estos recipientes se denominan terrarios si contienen solo plantas o vivarios si hay también animales.

Otras personas están leyendo

Condiciones

Es importante que el frasco sea transparente o de color claro, dado que las plantas necesitan luz para llevar a cabo la fotosíntesis. Sin luz, no pueden alterar el carbono en un primer lugar. Sin embargo, el frasco no debe recibir directamente la luz del sol, dado que se calentará, lo cual puede ocasionar que las plantas del interior se mueran (ver Referencias 2). Asimismo, es importante que la tierra que colocas dentro del jarro esté húmeda y tenga los nutrientes que la planta necesita para crecer. Una vez que las plantas alcancen el tamaño adecuado, puedes introducir un animal herbívoro, como un caracol, para representar el ciclo completo.

Ciclo

Una vez que tengas las plantas y un herbívoro en el interior, se producirá un ciclo simple dentro del frasco. Las plantas absorben el dióxido de carbono de la atmósfera y, utilizando energía proveniente de la luz del sol, lo convierten en compuestos orgánicos, como azúcares. Mientras tanto, el caracol come las plantas y, de esa forma, obtiene tanto el carbono como la energía que necesita para satisfacer sus propias necesidades. El dióxido de carbono del aire dentro del frasco está siguiendo un recorrido cíclico a través del ecosistema en miniatura.

Experimento Priestley

Este tipo de experimento puede parecer muy sencillo, pero fue fundamental para uno de los descubrimientos más importantes de la ciencia en sus inicios. En 1773, el químico inglés Joseph Priestley trató de encender una vela en un frasco sellado, para ver cómo cambiaba el aire del interior. Luego colocó un ratón en el frasco, y este se sofocó rápidamente. Sin embargo, una planta que también introdujo en el frasco sobrevivió. Cuando colocó un ratón en el frasco con la planta en el interior, este no se sofocó. Dedujo que la vela agotó el aire de alguna forma, mientras que la planta lo "renovó". Estos experimentos dieron origen al descubrimiento del ciclo del oxígeno y el dióxido de carbono.

Tierra

Priestley se preguntó si las plantas en todo el mundo "renuevan" el aire que respiran los animales de la misma forma que dentro del frasco. Hoy en día, los científicos saben que estaba en lo correcto. La tierra es en parte como el herbívoro que se encuentra dentro del terrario; recibe energía del sol, que las plantas utilizan para alterar el CO2 antes de que las consuman los herbívoros. En este proceso, también liberan oxígeno, el gas que los animales como nosotros necesitamos para respirar. El terrario es una versión en miniatura del ciclo más grande que se lleva a cabo en todo el planeta.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles