Propiedades deseadas de níquel y cobre en monedas

Escrito por steve lanore | Traducido por mariano salgueiro
Propiedades deseadas de níquel y cobre en monedas

Muchas monedas de los Estados Unidos usan tanto cobre como níquel.

Thinkstock/Comstock/Getty Images

La composición de cobre y níquel de las monedas ha sido usada para las denominaciones más pequeñas, como las monedas de 1 centavo y de 5 centavos, y, más recientemente, también para las unidades de 10 centavos y 25 centavos. Idealmente, los metales de una moneda deberían permitir que resista el desgaste y la corrosión, que sean asequibles para la producción y difíciles de falsificar. El cobre y el níquel cumplen bien cada uno de estos requisitos cuando se los combina para formar una aleación.

Otras personas están leyendo

Durabilidad de las monedas de aleación

El cobre es muy blando como para hacer una buena moneda, pero combinado con un material más duro, funciona bien. Un clásico ejemplo es un centavo estadounidense anterior a 1982. El cobre blando se combina con una pequeña cantidad de zinc, cambiándole completamente sus características de tal manera que sea un material mucho más duradero. El níquel se ha vuelto muy popular para usos en donde la dureza del metal es importante. Los "cinco centavos" estadounidenses son de un 75 por ciento de cobre y un 25 por ciento de níquel, al igual que las capas externas de los 10 centavos y 25 centavos acuñados desde 1965 hasta el día de hoy. El níquel es altamente magnético, lo cual no es bueno para el dinero, en especial en el mundo electrónico de la actualidad, pero la aleación de cobre-níquel usada para estas monedas no es magnético.

Resistencia a la corrosión de las monedas

El cobre tiene excelentes propiedades de resistencia a la corrosión, lo cual lo convierte en un elemento útil para aplicaciones de plomería. No se oxida y no reacciona con muchas sustancias. Es por esto que puedes encontrar monedas de cobre de más de 100 años de antigüedad que pueden estar "sucias" pero rara vez corroídas. El níquel permanece brillante durante mucho tiempo, lo cual sirve como una atractiva superficie para la moneda y, además, es muy resistente a la corrosión.

El cobre y el níquel son asequibles

Tanto el cobre como el níquel son metales de bajo costo, así que acuñarlos, desde una perspectiva de los materiales, no es caro. La seguridad para la fabricación y el transporte no es tan elaborada en comparación con la acuñación del oro y la plata, dado que la motivación para robar moneda de denominación pequeña es menor.

Dificultad para falsificar

El níquel tiene un punto de fusión de 1.453 grados Celsius, lo cual hace que sea muy difícil falsificarlo sin grandes recursos. La mezcla de cobre y níquel en las monedas de 5 centavos, 10 centavos o 25 centavos actuales debe ser exacta o, en caso contrario, tanto el color como la densidad de la moneda variará, así que, otra vez, esto presenta una barrera metalúrgica para todos excepto los falsificadores más sofisticados, que no dudarían en concentrarse en las monedas de oro y plata.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2015 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media