Cómo hacer tu propio set de runas usando piedras de río

Escrito por angela neal Google | Traducido por ana maría guevara
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer tu propio set de runas usando piedras de río
Haz tus propias runas y dales poder para usarlas en la magia. (Thinkstock/Comstock/Getty Images)

Un set casero de runas es más poderoso según "BewitchingWays.com", ya que pones tu propia energía en hacerlo. Existen unas cuantas formas diferentes de hacer un set de runas, pero una de las más fáciles y menos costosas es usar piedras de río. Estas piedras ya tienen la forma redonda, plana y suave que deben tener. Por supuesto, para que tus runas funciones para la adivinación o la magia, necesitas aprender sobre los símbolos y sobre cómo funcionan.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Piedras
  • Pintura acrílica
  • Barniz acrílico transparente
  • Incienso
  • Vela
  • Bolsa de tela

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Ve a un arroyo o a la orilla de un río y busca 24 piedras que sean casi planas y que tengan más o menos el mismo tamaño y forma. El tamaño ideal para las runas es de 1 pulgada de ancho y hasta 1/2 de grosor (2,5 centímetros de ancho y 1,30 de grosor). Llévalas a casa y enjuaga cualquier moho que puedan tener. Déjalas secar bajo el sol.

  2. 2

    Observa la lista de los símbolos de las runas (ver en Recursos) y copia cada símbolo en el lado más plano de cada piedras, si uno de los lados es más plano que el otro. Una un pincel fino, como uno de tamaño 00 o 000, en pintura acrílica roja o negra y pinta cuidadosamente los símbolos en las piedras. Deja que cada runa se seque por alrededor de 20 minutos.

  3. 3

    Cubre cada piedra con una capa de barniz acrílico transparente para proteger a los símbolos pintados. Deja que la capa transparente se seque por una hora.

  4. 4

    Pasa cada piedra por el humo de un incienso para darles el poder del elemento del aire. Sostenlas sobre la llama de la vela, lo suficientemente altas como para no quemarte, para darle a cada piedra el elemento del fuego. Sostén las piedras bajo el agua en un arroyo que fluya o incluso debajo del grifo en tu lavamanos para darles el poder del agua. Colócalas en una bolsa de tela y entiérralas en un hueco poco profundo durante toda una noche para darles el poder de la tierra.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles