Pruebas de azúcares no reductores

Escrito por melissa kelly | Traducido por juan guaresti
Pruebas de azúcares no reductores

Cuida tus niveles de azúcar.

p sin azucar image by Sergio Hayashi from Fotolia.com

Existen múltiples técnicas disponibles para probar productos alimenticios y soluciones para la presencia de azúcares no reductores. Estas pruebas son típicamente acopladas con las pruebas de azúcares reductores, como la de Benedict y de Fehling. Las pruebas son importantes para identificar el tipo y la cantidad de azúcar y se pueden utilizar para diagnósticos en condiciones médicas tales como la diabetes.

Otras personas están leyendo

¿Qué son los azúcares no reductores?

Se caracterizan por la ausencia de una estructura de cadena abierta, así que no son susceptibles a las reacciones de oxidación-reducción. Lo más común es la sacarosa. A la inversa, azúcares tales como glucosa, fructosa, gliceraldehído, lactosa, arabinosa y maltosa son todos azúcares reductores.

Prueba de Benedict

Para realizar una prueba de Benedict, una pequeña cantidad de la comida que se investiga debe ser disuelta en agua a través de ebullición. Una vez que la solución está lista, se añade el reactivo de Benedict y la solución se enfría. Esto hace que la solución aparezca de color azul. En presencia de azúcares no reductores la solución debe seguir siendo del mismo color durante aproximadamente 10 minutos. Si la solución comienza a cambiar a un color rojo, indicará la presencia de azúcares reductores.

Cómo funciona la prueba de Benedict

El reactivo de Benedict consta de citrato de sodio, carbonato de sodio anhidro, y de cobre (II) pentahidrato de sulfato. Colectivamente, este reactivo de color azul sirve como un agente oxidante que cambia de color si se produce una reacción. Los azúcares no reductores no reaccionan con la solución en una reacción de oxidación-reducción, ya que no tienen una estructura de cadena abierta.

Prueba de Fehling

Comienza por el calentamiento de la comida o la solución, después debe ser diluida en agua si es necesario, hasta que esté completamente disuelta. A continuación, mientras se agita, hay que añadir la solución de Fehling. Si la solución permanece de color azul o verde, entonces los azúcares no reductores están presentes. Sin embargo, si la solución cambia colores, especialmente a un óxido o color rojo intenso, azúcares reductores están presentes.

Cómo funciona la prueba de Fehling

La solución de Fehling se hace mediante la mezcla de partes iguales de dos sub-soluciones: Solución A es de pentahidrato de sulfato de cobre (II) disuelto en agua y la solución B de tetrahidrato de tartrato de potasio sodio (sal de Rochelle) e hidróxido de sodio. El precipitado rojo, indicativo de azúcares reductores, se forma cuando los iones cuprosos se forman a partir de una interacción con los grupos aldehídos. Debido a que los azúcares no reductores no tienen una cadena abierta para la reacción, el ión cuproso no se formará ni precipitará.

Aplicaciones prácticas

Estas pruebas son importantes en los análisis de orina para el contenido de azúcar, en particular en el diagnóstico de la diabetes. También pueden ser utilizadas en experimentos de titulación para determinar la cantidad de azúcares reductores, sin embargo, no es aplicable a los azúcares no reductores ya que el precipitado no se forma durante esta valoración.

No dejes de leer...

Referencias

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media