Hobbies

Cómo pulir plástico

Escrito por jerry garner | Traducido por laura guilleron
Cómo pulir plástico

Monos de plástico.

Si hay una forma de devolverle la vida al plástico es puliéndolo. El pulimiento del plástico es casi místico en el sentido que transforma un pedazo de plástico viejo y rayado en algo que pareciera recién salido de la línea de ensamblaje. El pulido también es un paso importante para transformar un corte áspero de plástico en un recuerdo refinado y pulido. Lo mejor de todo es que pulir el plástico es muy sencillo, siempre y cuando tengas algunas herramientas básicas. Si te interesa trabajar con plásticos o simplemente quieres que un objeto de plástico vuelva a lucir como nuevo, entonces sigue leyendo para aprender cómo hacerlo.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Lima de metal
  • Lija
  • Rueda de pulido

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Usa una lima de metal para pulir los bordes que estén extremadamente ásperos o irregulares. Esto es particularmente útil si haces un nuevo objeto de plástico desde cero o si intentas salvar una pieza de plástico con un borde roto. No uses una lima para uñas para este trabajo. Debes emplear una lima de metal de verdad, como las que se usan para pulir metal en las tiendas de máquinas. No te quedará un borde perfectamente suave con la lima, pero al menos podrías ser capaz de emparejar los bordes para que no queden partes muy irregulares.

  2. 2

    Lija la superficie con una lija de grano 120. Necesitarás lijas de tres niveles de granos distintos. El grano se refiere al número de partículas por pulgada cuadrada. Mientras mayor sea el grano, es decir, mientras más partículas tenga, más fina y menos abrasiva será la lija. Comienza con una lija de grano120 para suavizar las asperezas y sobre todo reducir las marcas que haya dejado la lima.

  3. 3

    Usa una lija fina de grano 220-240 para refinar el lijado. Esta lija servirá para hacer la mayor parte del suavizado. Deberías comenzar a notar que las rayas casi desaparecen. Los rayones más pequeños incluso desaparecerán por completo para cuando termines este paso.

  4. 4

    Termina el lijado con una lija extra fina. Usa una lija extra fina de grano 400-600 para el trabajo final de lijado. Con eso debería bastar para eliminar los rayones más delgados y deshacerse de los restos de los rayones más profundos. Para cuando termines con la lija de grano 600 el plástico estará bien suave. Los rayones serán muy pocos y casi imperceptibles.

  5. 5

    Pule el plástico. Usa una rueda de pulido para terminar de pulir el plástico. Básicamente, hay dos clases de ruedas de pulido que puedes usar: las fijas y las portátiles. Las portátiles son mejores para pulir superficies grandes o piezas pesadas de plástico. Las ruedas fijas funcionan mejor cuando necesitas pulir un trozo de plástico que es lo suficientemente pequeño como para sostenerlo en la mano. La rueda de pulido es una rueda pequeña cubierta con un paño suave que gira a gran velocidad, permitiendo que el paño pula el plástico. La rueda también ayudará a eliminar los rayones finos y leves que queden en el plástico, pero no los grandes.

Consejos y advertencias

  • Si no puedes acceder a una rueda de pulido, puedes comprar un accesorio para pulir para conectarlo a tu taladro eléctrico que funcionará igual de bien.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media