DESCUBRIR
×

Cómo quitar las manchas de grasa del ladrillo

Actualizado 21 febrero, 2017

Las manchas de grasa son un problema común que ocurre en muchas superficies y algo como un ladrillo poroso no es la excepción. Cuando la grasa se ​​acumula no sale fácilmente, y el uso de agua pura por sí sola no va a eliminar la acumulación de grasa. En su lugar, debes utilizar algo que limpie profundamente el ladrillo para eliminar toda esa grasa acumulada, mientras cuidas que la solución de limpieza no vaya a causar decoloración en el ladrillo, lo cual es un problema que ocurre a menudo con los productos blanqueadores.

Instrucciones

Martin Poole/Digital Vision/Getty Images
  1. Espolvorea una capa gruesa de bicarbonato de sodio sobre el ladrillo para que absorba el exceso de grasa, y deja que el bicarbonato de sodio se asiente en su lugar durante unos 10 minutos.

  2. Enjuaga el bicarbonato de sodio con un trapo de limpieza y deséchalo.

  3. Rocía jabón para los platos sobre un cepillo de nailon mojado para restregar el exceso de grasa del ladrillo.

  4. Enjuaga un trapo con agua limpia, escúrrelo y pásalo sobre la superficie para deshacerte de la grasa sobrante o residuos de jabón. Deja que el ladrillo se seque al aire libre.

Consejos

  • Para la grasa de las paredes de ladrillo, mezcla un poco de agua con bicarbonato de sodio para hacer una pasta y extiéndela sobre la pared de ladrillo.

Necesitarás

  • Bicarbonato de sodio
  • Trapos de limpieza
  • Jabón para lavar los platos