Cómo quitar el óxido de la piedra o laja

Escrito por carole ellis | Traducido por nieves fragola
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo quitar el óxido de la piedra o laja
Puedes quitar las manchas existentes y prevenir la formación de óxido. (Jupiterimages/liquidlibrary/Getty Images)

El óxido en la piedra y la laja puede provenir de una de dos fuentes: el agua dura que contiene hierro y está manchando la piedra o el metal oxidado apoyado sobre la piedra. Afortunadamente, si bien puede parecer terrible, probablemente tu piedra no esté arruinada. Con algunas soluciones y pastas tópicas fáciles de preparar, un poco de tiempo y trabajo duro, puedes quitar las manchas existentes y prevenir la formación de óxido.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Cepillo de alambre
  • Manguera de jardín
  • Jugo de limón
  • Bicarbonato de sodio
  • Ácido oxálico
  • Guantes de goma
  • Tina de plástico
  • Trapo de limpieza

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Limpia la piedra o laja. Barre los residuos con un cepillo de alambre y enjuaga la piedra con una manguera. Una vez que el área esté libre y limpia, puedes evaluar más fácilmente la gravedad de tu problema con el óxido. Deja que la piedra se seque por completo.

  2. 2

    Trata las manchas de óxido con jugo de limón. Haz esto en un día soleado. Satura las manchas con jugo de limón. Asegúrate de que estén completamente cubiertas. Deja que el jugo actúe sobre las manchas al sol directo durante cinco minutos antes de rociarlas con bicarbonato de sodio y fregarlas con el cepillo de alambre. El jugo de limón a menudo desprende las manchas de la piedra.

  3. 3

    Mezcla una solución de ácido oxálico (lejía para madera) para tratar las manchas difíciles. Usa guantes de aquí en adelante. En la tina de plástico, mezcla tu ácido oxálico. Esto implica agregar una cantidad medida de agua a la lejía en polvo para madera. Tendrás que revisar los envases para averiguar las medidas exactas ya que los diferentes fabricantes preparan este producto en distintas concentraciones.

  4. 4

    Sumerge la piedra (si puedes levantarla) en el baño de ácido oxálico durante 30 minutos. Sin embargo, si se trata de laja satura un paño de limpieza y colócalo sobre las manchas durante 15 minutos. Recuerda que este es un tipo de blanqueador, por lo que puede cambiar el color de tu laja. Pruébalo en un área pequeña imperceptible antes de esparcirlo por toda la laja.

  5. 5

    Frota la piedra de nuevo con el cepillo y el bicarbonato de sodio. El ácido oxálico aflojará y quitará el óxido restante.

  6. 6

    Enjuaga bien la piedra con una manguera de jardín. Usa gran cantidad de agua de modo que el ácido se diluya y elimine por completo. El bicarbonato de sodio también habrá ayudado a neutralizarlo.

Consejos y advertencias

  • Puedes agregar menos agua que la requerida al ácido oxálico en polvo para hacer una pasta que puedas distribuir sobre la piedra. Pero no debes dejarla más de 10 minutos antes de frotarla ya que será más concentrada.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles