Razones por las que tener buenos modales es importante

Escrito por lanae carr | Traducido por ana maría guevara
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Razones por las que tener buenos modales es importante
Saludar a una persona al encontrarte con ella es una buena forma de buenos modales. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Creada en Europa del este por los aristócratas franceses, la etiqueta es un código social de conducta. Los aristócratas usaban estas reglas para interactuar y las actualizaban regularmente para que se ajustaran a los tiempos cambiantes. La etiqueta dio lograr a una serie de reglas sociales que las personas comunes conocen como modales. Demostrar unos buenos modales es importante tanto para las relaciones personales como profesionales.

Otras personas están leyendo

¿Qué son los buenos modales?

Los modales son una forma de mostrar respeto y consideración por otros. Tener buenos modales no se trata de seguir un libro de reglas, sino que son una medida de qué tan cortés eres al interactuar con otros. Existen modales para un rango de diferentes interacciones. Cada vez que estés en una nueva situación, los modales pueden cambiar para reflejar a las expectaciones de comportamiento del grupo. Los buenos modales demuestran un nivel de confianza en ti mismo y en tus alrededores. Puedes adaptarte socialmente a una variedad de ambientes sin alterar tu personalidad. La meta final es la adaptabilidad.

Culturas

Los buenos modales son importantes al lidiar con otras culturas. Los aristócratas disfrutaban del beneficio de interactuar con personas importantes de todo el mundo. Para dejar una impresión positiva en sus compañeros, establecieron guías de comportamiento. Hoy en día, las personas de diferentes culturas interactúan comúnmente sin importar el estatus socioeconómico. Demostrar unos buenos modales es importante para desarrollar puentes sociales con otros grupos haciéndolos sentir bienvenidos. Tienes la oportunidad de romper el hielo y abrir la puerta a un amigo o compañero de trabajo potencial.

Vender o no vender

En los negocios, tener buenos modales es crítico. Una mala impresión sobre un cliente puede costarte un trabajo o una oportunidad para hacer una venta. Los clientes esperan ser tratados como si fueran valiosos. Demostrar unos buenos modales conociendo la agenda de un cliente antes de aparecer en su oficina o reconociendo que se siente mal fuera del trabajo son buenos modales. Las personas a menudo compran a personas en las que confían y mostrar consideración es un excelente comienzo para construir una relación positiva. Los buenos modales no se tratan sobre pretender que te importa, sino sobre entrar en contacto con tu lado humano para relacionarte con otros.

Evita conflictos

Tener malos modales puede llevar a conflictos innecesarios. Por ejemplo, cuando hay tráfico, atravesarte en vez de esperar pacientemente tu turno puede llevar a un accidente de tráfico. Responder con ira a la persona que se te atraviesa al hacer cola puede comenzar una discusión pública y puede hacer que seas expulsado de un negocio. Evita dejar que tus emociones te lleven hacia los malos modales. Incluso si no estás seguro de si conoces o no las "reglas" de los buenos modales, evitar ser grosero puede mejorar tu calidad de vida.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles