Razones por las que un subwoofer podría sonar mal

Escrito por david lipscomb Google | Traducido por mariana nonino
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Razones por las que un subwoofer podría sonar mal
Los subwoofers pueden sonar mal por múltiples razones. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Los subwoofers son una parte integral de los sistemas modernos de cine en casa. A pesar de que los subwoofers sólo reproducen alrededor del 30 por ciento de la banda sonora de una película, las fallas tienden a ser más evidentes cuando hay música. El mal funcionamiento de un subwoofer puede tener múltiples causas. Algunas de ellas están relacionadas con el lugar donde están colocados, mientras que otras son simplemente errores en su configuración o un uso incorrecto por parte del usuario.

Otras personas están leyendo

Colocación

Los sonidos graves son muy sensibles a la ubicación de la sala. Colocar al subwoofer en un rincón provoca sonidos graves excesivos, haciendo que suenen como "una sola nota" de calidad. La verdad es que al momento de colocar el altavoz, teniendo en cuenta la estética y decoración del cuarto por lo general, termina causando la mala calidad en el sonido. Los subwoofers son conocidos como nodos de la habitación y se basan en la forma de la habitación para proporcionar la presurización adecuada. Un truco comprobado es caminar o gatear por la habitación, luego de haber colocado el subwoofer en un lugar. Así encontrarás el lugar que provoca el mejor sonido y entonces deberás colocar el altavoz allí.

Fase y frecuencia

Los diferentes mandos y botones en la parte trasera del subwoofer no deben ser ignorados. Aunque la mayoría de ellos se pasan por alto, cuando estás usando un receptor de sonido envolvente, debes tenerlos en cuenta. Ajusta la perilla de la fase a su posición central cuando utilizas un receptor moderno de sonido envolvente que efectivamente neutraliza su efecto. Es importante que logres esto. Del mismo modo, gira el mando de cruce todo hacia la derecha, esencialmente dejándolo al costado. Si haces los ajustes al azar o los ignoras, resultará en una configuración demasiado retumbante o inconsistente en todo el espacio.

Volumen excesivo

No es ningún secreto que al subir el volumen de un amplificador se cambian los valores de otros elementos. Los subwoofers no son una excepción. Al entender cómo funciona el control del volumen en el receptor, que ajusta el subwoofer interno, es clave saber que el control del volumen en la parte posterior funciona de forma acumulativa. Ajusta la perilla de volumen a su posición centrada, para que los ajustes sean hechos desde el punto de partida neutral. Utiliza los controles en el receptor para ajustar el volumen, basándote en los resultados de una rutina de calibración automática, o un metro de nivel de presión acústica.

Tamaño incorrecto

Un subwoofer demasiado pequeño para la sala hará que los usuarios tengan que subir el volumen para compensar el tamaño. Ten en cuenta que los sonidos graves se provocan con la presurización del aire y del ambiente, y entonces, esto tiene poco efecto. La mayoría de los diámetros de los controladores de subwoofers (25,4; 30,4 y 38 cm) y sus respectivos tamaños de gabinete ya no tienen una relación directa. Por lo tanto, a mayor tamaño de subwoofer, no significa, necesariamente, que tendrás un mamut en tu sala de estar.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles